Archivo de la etiqueta: avería

El doloroso viacrucis del AVE

Calvario en la operación salida ferroviaria. Miércoles (de dolor) Santo para olvidar. La rotura de un tensor de la catenaria que se ha desprendido provocó el corte del suministro eléctrico entre Adamuz y Alcolea (Córdoba), lo que ha obligado a detener los trenes y ha provocado retrasos de más de media hora en todos los convoyes entre la capital de España, Málaga y Sevilla. La circulación de trenes AVE entre Madrid y Andalucía, en plena operación salida, se ha visto muy complicada. Renfe asegura que el tráfico volverá a la normalidad este Jueves Santo y los trenes circularán puntualmente

Todos los trenes programados para este miércoles para los servicios AVE Madrid-Sevilla, AVE Madrid-Málaga, Alvia Cádiz-Madrid, y los AVE transversales que parten de Sevilla y Málaga hacia Barcelona y hacia Valencia se han visto afectados por esta incidencia. Los retrasos en la salida han provocado además la acumulación de viajeros en la zona de salida de la estación de Atocha, donde se produjeron escenas pocas veces vistas, con todos los asientos de las salas de espera ocupados por los pasajeros, colas en los mostradores y pasillos inundados de maletas y viajeros frustrados.

La compañía avisaba que durante todo este Miércoles Santo la totalidad de los trenes AVE entre Madrid y Andalucía circularían por una sola vía de la línea hacia Andalucía, lo que provocaba retrasos medios en los convoyes de 50 minutos. Todos los intentos por minimizar el impacto de estas demoras a lo largo de la jornada, apenas si se vieron recompensados hasta pasadas las primeras horas de la tarde. La avería se produjo entre las 10.40 y las 11.30 horas, lo que provocó que el primer tren afectado tardara casi cinco horas en completar el trayecto.

Hasta cuatro trenes han estado detenidos en la vía entre las 10.40 horas y las 11.40, hasta la reanudación de la tensión eléctrica, que los técnicos han efectuado por la vía 2. Los convoyes afectados han sido dos AVE entre Madrid-Sevilla —uno en cada sentido—, además de un Altaria Madrid-Algeciras y un Alvia Cádiz-Madrid. Adif restablecía la tensión eléctrica en una de las dos vías sobre, lo que ha permitido reanudar las circulaciones

A las 13.00 horas ya había 11 trenes retrasados, y casi 3.000 viajeros afectados, y las demoras sobrepasaban el tiempo estimado por Renfe de entre 15 y 30 minutos. Por ejemplo, un convoy que debía partir de la estación Madrid-Atocha con destino a Cádiz acumulaba un retraso de 90 minutos. La avería será completamente subsanada durante esta madrugada del Jueves Santo, cuando no circulen trenes por la vía y pueda volver a tensarse la catenaria rota. Después se restablecerá completamente el tráfico y la normalidad en la vía, y todos los transportes programados cumplirán el horario previsto, informan desde Renfe.

Adif restablecía la tensión eléctrica en una de las dos vías sobre las 11.30 de la mañana, lo que le permitió reanudar las circulaciones, si bien con retrasos al tener que alternar el paso de los trenes por una sola vía en un tramo de aproximadamente 15 kilómetros, entre Adamuz y Alcolea. El gestor ferroviario señala que a partir de las 13 horas se consiguió normalizar la circulación de los trenes por el punto de la incidencia una vez realizado el transbordo de los viajeros del primer tren afectado.

Todos los pasajeros que se hayan visto afectados por los retrasos en cualquiera de los trayectos pueden recuperar parte o la totalidad del importe del billete, según la demora. El compromiso de puntualidad de Renfe con los AVE especifica que si se produce un retraso mayor de 15 minutos por culpa de la empresa operadora (Renfe) o la gestora de las infraestructuras (Adif), los viajeros tendrán derecho a recuperar el 50% del billete, y el 100% si la demora es de 30 minutos o superior.

(Imagen tomada de Cuatro)

Técnicos de Adif investigan el origen de la avería en el control de tráfico de trenes en Barcelona

control-centralizado-trenes

Determinar el origen de la avería. El gestor de infraestructuras Adif tiene abierta una investigación para determinar las causas de la incidencia que durante la mañana de este viernes afectó al control central de tráfico de trenes de Barcelona y que causó demoras de una media hora en buena parte de la red ferroviaria de Cataluña. La avería informática no interrumpió la circulación de trenes, aunque provocó importantes retrasos debido a que los procesos de operación funcionaron con mayor lentitud.

A primera hora de la mañana, hacia las 06.20 horas, técnicos de este control centralizado detectaron una “ralentización” en las operaciones de gestión del tráfico, procesos que están completamente informatizados. Los técnicos reiniciaron los sistemas y constataron que había archivos dañados que habían afectado tanto al servidor principal como al secundario, por lo que dieron aviso de la incidencia a la empresa responsable de la tecnología, Schneider-Telvent, que también investiga el origen del problema.

Este control de tráfico centralizado es el encargado de gestionar la circulación de los trenes de ancho convencional de las provincias de Barcelona y Girona y, parcialmente, también de Tarragona y Lleida. La avería afectó a todas las líneas de Rodalies y en los trenes regionales, con retrasos de unos 30 minutos de media.

Pasadas las 08.00 horas se restableció el correcto funcionamiento de los equipos y se normalizó la circulación ferroviaria, si bien los retrasos se mantuvieron más tiempo porque se fueron recuperando de forma progresiva.

Además de las operaciones en el propio control de tráfico, Adif desplazó a técnicos especialistas a las estaciones y puntos más importantes de la red para agilizar el movimiento de los trenes y garantizar la seguridad del tráfico.

El objetivo de Adif es esclarecer, junto a Schneider-Telvent, por qué se han dañado los archivos informáticos, afectando a los dos servidores de control de tráfico, y determinar qué medidas hay que adoptar para evitar que esta situación vuelva a repetirse.

Este control centralizado de tráfico entró en servicio por fases en los años 90 y hasta la fecha Adif ha invertido en él casi 4 millones de euros en mejoras de carácter tecnológico, de comunicación o energía. En los próximos meses, Adif tiene previsto ejecutar nuevas actuaciones de mejora por un importe de 2,5 millones de euros.

¿Cuanto tiempo se necesita para arreglar una escalera automática en una estación de Renfe?

escalera-mecanica-principe-pio

¿Desidia o un claro exponente -otro más- de la crisis? La pregunta no es gratuita. Desde hace cuatro meses permanece fuera de servicio la escalera automática que da acceso al intercambiador de Príncipe Pío (metro, cercanías y autobuses interurbanos) por paseo del Rey, cuyo mantenimiento depende de Renfe. El problema “excede al aspecto técnico”. Esa es la respuesta que reciben los usuarios que plantean la queja ante el correspondiente organismo.

¿Renfe es responsable del arreglo? ¿O lo es Adif? Porque esa es otra. El viajero nunca sabe cuál de los dos entes es el titular de los dispositivos existentes en una terminal ferroviaria (Cercanías corresponden a la operadora). Y eso que sobre el papel parece meridianmente claro: Adif es el gestor de las infraestructuras ferroviarias españolas; y Renfe Operadora, compañía que explota los ferrocarriles de titularidad pública. ¿Entonces por qué responde la operadora con la gestión del arreglo? Misterios de la política ferroviaria.

Lo que tienen más que claro los uuarios que conviven a diario con este problema desde hace cuatro meses es que deben bajar a pie los 70 escalones que separan un nivel del otro. Bien está que los primeros 30 peldaños no dispongan de un mecanismo automático; pero los otros 40 sí que lo han tenido…hasta la avería que impide su normal funcionamiento. Los viajeros se ven obligados a transitar y salvar una escalera angosta y empinada o a dar un rodeo para entrar por la glorieta de San Vicente.

Cierto que Renfe cumple con su obligación y advierte de la anomalía a quienes transitan por el lugar. ¡Estaría bueno! Los responsables de la estación han colocado el cartel correspondiente donde se informa a los transeúntes de la situación. Eso sí, el aviso se encuentra a mitad de la escalera, donde debería empezar el dispositivo que hace funcionar la rampa mecánica. Vamos, lo lógico, porque los mencionados 30 escalones anteriores deben bajarse a pie. Así que los viajeros ocasionales se ven a mitad de camino sin saber bien qué hacer a continuación: si volver a subir o bajar los 40 escalones mecánicos que permanecen parados y que no invitan demasiado a realiar la operación a pie.

Son muchos los usuarios que se quejan del problema. Pero para eso también tiene respuesta la escaleta de soluciones del manual de la operadora. Renfe siempre responde, aunque hay veces que sería mejor que se ahorrara la sentencia. “Podemos asegurarle que nuestro departamento de Instalaciones está trabajando de forma intensiva en la solución de la deficiencia, de gran complejidad y que excede el aspecto técnico“. Según cuenta la agencia Efe, una usuaria recibió por escrito esta conestación. En el escrito, fechado el 27 de febrero y firmado por Antonia Guerrero, del Servicio Posventa, Renfe confiaba en que el problema se pudiera solucionar “en breve”.

Desde el mismo departamento se asegura que, con toda probabilidad, a la vuelta de las vacaciones de Semana Santa se acometerán las obras de reparación de la escalera mecánica. No se aclara, en esa réplica, cuál es esa deficiencia “de gran complejidad y que excede el aspecto técnico” que ha dejado a la escalera mecánica inservible durante tanto tiempo.

Y se sabe que ante los problemas de esta índole, la compresión de vecinos y usuarios es más bien escasa. No es de extrañar, por tanto, que saquen a colación otras cuestiones que afectan a la operadora y que en el pasado también fueron objeto de burla. Aseguran algunos viajeros que se tardó cinco años en reponer un tramo de la barandilla de las escaleras.

Lo que podía ser una anécdota, parece más bien un problema que se repite con cierta frecuencia. Y si no que e lo pregunten a los viajeros habituales de la estación de Zabalburu en Bilbao que sufrieron una situación muy similar en el último trimestre del pasado año. Renfe tardó mes y medio en dar con el origen del problema. La empresa detectó un fallo en el sistema de antiatrapamientos, por ello optó por parar el servicio «y evitar así poner en peligro a los pasajeros». Los viajero soportaron esta situación durante cerca de tres meses y medio. O el caso de La Hoya, en Lorca (Murcia): los vecinos de esta localidad decidieron en agosto del año pasado recaudar dinero para reparar el ascensor de la estación de Cercanías, que llevaba averiado desde septiembre de 2012.

Técnicos de Metro Madrid investigan un incidente en la Línea 10 que se achaca a un descarrilamiento

serie-7000-metro-madrid-anden1

Nueva incidencia. Técnicos de Metro de Madrid investigan las causas de la avería que sufrió ayer un tren en la Línea 10 obligando a suspender el servicio durante casi cuatro horas y que CCOO asegura que se ha debido a “un descarrilamiento”. Un portavoz de Metro ha explicado que el personal de la compañía trata de determinar los motivos por los que un convoy se quedó “inmovilizado” en la estación de Fuencarral, provocando la suspensión del servicio desde prácticamente su apertura, a las 6.05 horas, hasta las 9.40 horas en que fue restablecido. La suspensión afectó a los dos sentidos de la Línea 10 en las estaciones de Tres Olivos, Fuencarral, Begoña, Chamartín y Plaza de Castilla.

Desde CCOO, su secretario en Metro, Ignacio Arribas, ha asegurado que la incidencia se ha debido al “descarrilamiento del último tren de viajeros” que, con destino a Fuencarral, debía haber partido de la estación de Tres Olivos a las 1.33 horas. Según ha explicado, “el programa de horario nocturno falló por algún motivo” y la señal que indica al conductor que puede iniciar la marcha del tren “se abrió minutos antes de lo que debía”, lo que provocó que varios viajeros perdieran “el último” metro .

En el puesto de mando -ha continuado- “se dieron cuenta de lo que había ocurrido” y pidieron al conductor que en la estación de Fuencarral regresara a la de Tres Olivos para recoger a los usuarios que, habiendo llegado en hora, no habían podido subir al tren. Es en el momento de hacer la maniobra de retorno “cuando el tren descarrila sobre la diagonal de Fuencarral”, asegura el secretario de CCOO, que no tiene constancia de que los viajeros sufrieran algún daño.

El también secretario del comité de empresa de Metro ha afirmado que durante la madrugada “no fue posible encarrilar” el tren, lo que impidió que el servicio entrara en funcionamiento a primera hora de la mañana entre Tres Olivos y Plaza de Castilla. Según declaraciones a la Cadena SER del portavoz de UGT, Teo Piñuelas, el tren transportaba viajeros cuando ha sufrido el descarrilamiento. Los usuarios han tenido que ser evacuados, aunque no se han registrado heridos. Además, el tren accidentado ha sido ya enviado a las cocheras de la compañía.

Los viajeros han hecho notar su protesta en la página de facebook del metro de Madrid. La mayor parte de ñps pasajeros arremete contra las unidades 7000 que cubren el servicio de esta línea y se quejan de los constantes problemas que ocurren en la misma. Las unidades están fabricadas por la italiana AnsaldoBreda, aunque la mayor parte del parque móvil de Metro de Madrid está fabricada por CAF.

La Empresa Municipal de Transportes (EMT) reforzó con siete autobuses la Línea 66 que circula entre Cuatro Caminos y Fuencarral, cubriendo así el tramo afectado por la suspensión del servicio del suburbano, ha explicado un portavoz de la empresa.

Otra incidencia en la catenaria cortó ocho horas el tráfico de trenes entre Palencia y Santander

Una nueva incidencia con la catenaria. La circulación de trenes en la línea Palencia-Santander estuvo suspendida unas ocho horas por una incidencia en la catenaria con un tren de cercanías, lo que obligó a evacuar a sus pasajeros y a transportar por carretera a unos 350 viajeros entre Bárcena y la capital cántabra. Según un comunicado de Adif, el tráfico quedó interrumpido a las 11.20 horas tras la avería, que se produjo entre las estaciones de Los Corrales y Las Fraguas, y quedó restablecido a las 19.50 horas.

Esta nueva avería de la catenaria se produce un día después de que Adif anunciase el fin de los trabajos para renovar la catenaria entre Santander y Torrelavega, con una inversión de 7,3 millones de euros y tras unas obras que se han prolongado diez meses, en horario nocturno. El otro tramo, Reinosa-Bárcena de Pie de Concha, donde ayer se ha produjo la avería, estará en obras hasta septiembre, con una inversión de 9,4 millones de euros.

Adif movilizó un equipo de línea electrificada desde Santander para reparar los daños en la catenaria, de la que se desprendieron unos 300 metros aproximadamente. Además envió una locomotora diésel para evacuar a las personas que viajaban en el tren afectado, que prestaba servicio en la línea C1 del núcleo de Cercanías de Santander. Adif explica que la imposibilidad de acceder al punto de la incidencia por vías alternativas, debido a la difícil orografía de la zona, así como el hecho de ser un tramo de vía única, dificultó la evacuación de los viajeros así como el acceso de los equipos de línea para restablecer el tráfico ferroviario. El administrador ha abierto una investigación para determinar las causas de la avería.

Renfe puso en marcha un plan alternativo de transporte con transbordos por carretera para los trayectos de cercanías, media y larga distancia tras la avería, que afectó a 350 viajeros, aunque ofras fuentes cifran en 472 los afectados. Un servicio de autobuses cubría los servicios de cercanías entre Reinosa, Las Fraguas y Los Corrales mientras que el serviciofuncionaba con normalidad entre Santander y Los Corrales.

En cuanto a los trenes de largo distancia, se produjeron transbordos por carretera entre Bárcena y Santander para los viajeros del Alvia procedente de Madrid y entre Santander y Bárcena para el trayecto inverso.

Una avería en el Eurostar obliga a cancelar cuatro servicios de París a Londres

Eurostar, que opera el tren del túnel por debajo del Canal de la Mancha, canceló ayer cuatro servicios entre Londres y el continente a raíz de una avería en Francia, por la que los pasajeros sufrieron retrasos de hasta nueve horas. Los servicios cancelados corresponden a los de la mañana: Londres-París, Londres-Bruselas, Bruselas-Londres y París-Londres.

Los pasajeros que partieron de Londres a París llegaron a tardar hasta nueve horas por el atasco de unos trenes en la vía entre Lille y la capital francesa debido a una avería eléctrica. Según la empresa, a causa de estos problemas, los trenes tuvieron que cambiar de las vías de alta velocidad que normalmente utilizan por las tradicionales en las que van más despacio. No está previsto que otros servicios programados para hoy sufran retrasos, puntualizó Eurostar.

“Estamos tratando de hacer todo lo posible para que los pasajeros lleguen a su destino. Hacemos todo lo que podemos para que el viaje sea lo más cómodo posible”, señaló una portavoz de Eurostar. A los pasajeros que viajaban en los servicios cancelados se les ha ofrecido cambiar el billete por otro para otra hora del día. Según los medios británicos, los retrasos afectaron especialmente a quienes acudían a París a la semana de la moda. El recorrido entre Londres y París tarda normalmente dos horas y quince minutos.

(Imagen Oxyman en Wikimedia Commons)

Trenes alemanes indemnizarán con 500 euros a pasajeros sometidos a 50 grados

La compañía de trenes alemanes, Deutsche Bahn, indemnizarán con 500 euros a los pasajeros que atestigüen haber viajado en los ferrocarriles de alta velocidad -ICE- con el sistema de aire acondicionado averiado y en plena ola de calor, en que la sensación térmica fue de 50 grados. Así lo anunció el presidente de la compañía, Rüdiger Grube, tras una reunión con la comisión parlamentaria de Transportes y el ministro del departamento, Peter Ramsauer, convocada tras el escándalo causado por las reiteradas averías en los sistemas de refrigeración de los ICE.

Inicialmente, fuentes del Deutsche Bahn indicaron que la indemnización se pagaría previa presentación de un certificado que atestiguara que los pasajeros tuvieron que recibir atención médica a causa del calor. Grube matizó, tras la reunión con el ministro y los miembros del Parlamento, que no sería preciso presentar ese documento, sino únicamente los billetes que documenten haber viajado en esos trenes.

Según explicó el presidente de Deutsche Bahn, desde que la compañía anunció que se pagarían indemnizaciones se han presentado un total de 300 afectados para reclamar el dinero.

El caso de las averías en los ICE desató gran revuelo hace dos semanas, en que un grupo de escolares sufrió los estragos de un largo trayecto en esas condiciones, a lo que siguió una queja del Gobierno conminando a la compañía a dar explicaciones y revisar sus trenes. En un solo tren tuvieron que ser atendidos 27 escolares, de regreso de una excursión, con síntomas de colapso respiratorio, deshidratación o desmayos.

Grube pidió de inmediato disculpas a los pasajeros afectados, mientras organizaciones de consumidores recordaban la serie de fallos anteriores y averías en esos trenes , considerados exponente de la alta tecnología alemana.

(Imagen Greg O’Beirne en Wikimedia Commons)

Avería en el Eurostar

En torno a un millar de pasajeros quedaron este viernes atrapados en el servicio de tren Eurostar que cruza el Canal de la Mancha a causa de un fallo eléctrico que afectó a dos trenes y que podría provocar complicaciones en el servicio durante la mañana del sábado. La compañía ferroviaria tuvo que evacuar a los mil pasajeros que viajaban en el tren que partió de Londres a París a las 19:32 (hora local) y en el que salió con dirección a Bruselas a las 19:34. Ambos se detuvieron a las afueras de Lille, en el noreste de Francia, en torno a las 21:00 horas. Los pasajeros afectados directamente por los cortes fueron repartidos en autobuses y en un tren en función de su lugar de destino.

Un portavoz de Eurostar explicó a la BBC que el problema retrasaría algunos servicios del fin de semana. Este fallo eléctrico se produce la misma semana en que un cable de la catenaria cayó sobre un convoy que acababa de llegar a Londres procedente de París. El incidente causó retrasos en once servicios.

(Fuente El País)

Restablecido el servicio de Metro Bilbao tras dos horas y media sin servicio en la margen izquierda

Dos horas y media sin servicio. La línea que cubre el servicio en la margen izquierda se vio afectada ayer por una avería en el suministro eléctrico que afectó a unos quince mil viajeros. En torno a las 17.30 horas de esta tarde, el Puesto de Mando Centralizado (PMC) de Metro Bilbao, detectó una falta de energía eléctrica entre las estaciones de Gurutzeta y Ansio. El sistema informático de Seguridad en la Circulación de Metro Bilbao, que chequea los indicadores de los trenes cada vez que se ponen en movimiento, está programado para detener la circulación a la menor anomalía. En ese momento eran tres los trenes que se encontraban circulando en la zona y los tres se detuvieron automáticamente, según señaló la propia operadora.

Ante esa circunstancia, se activó el protocolo de seguridad que implica la evacuación inmediata de las personas, desalojando los trenes en la estación más cercana para su retirada y revisión. Dos de los trenes pudieron llegar a la estación más cercana de forma autónoma; pero el tercero no. Con lo cual el pasaje de este último convoy tuvo que ser evacuado andando por la vía. Un tren remolque debía retitrar el averiado, pero la falta de energía impidió que se llevara a cabo la operación.

Técnicos de Metro Bilbao y del Consorcio de Transportes de Bizkaia se desplazaron hasta ese tramo de vía entre Gurutzeta y Ansio para localizar, diagnosticar y recuperar el nivel de energía necesario. Poco antes de las 20.00 horas, una vez retirado el tren que ocupaba la vía, se consiguió recuperar también la energía necesaria para la circulación de los trenes y se reestablecó el tráfico en un primer momento con circulación por vía única en el tramo Gurutzeta-Barakaldo.

El personal técnico de Metro Bilbao y del Consorcio de Transportes de Bizkaia seguían trabajando a última hora de la tarde para determinar el origen de la falta de energía que ha interrumpido durante dos horas y media el servicio de metro en la margen izquierda.