Archivo de la categoría: adif

Oferta de empleo con 432 plazas en Adif

Adif y Adif Alta Velocidad (AV) han publicado una Oferta de Empleo Pública (OEP) que incluye 432 plazas de diferentes grupos profesionales incluidos en el convenio colectivo, como la estructura de apoyo, el cuadro técnico y de personal operativo. Según el operador ferroviario, con esta oferta de empleo ambas entidades públicas avanzan para garantizar el futuro de sus plantillas en un momento de “modernización para afrontar los retos de futuro del sector”, como la liberalización de los servicios de viajeros en toda la Red Ferroviaria de Interés General (RFIG).

La convocatoria de ingreso en el grupo profesional de estructura de apoyo de Adif, con categoría profesional de técnico, oferta 140 plazas, de las que 92 corresponden al sistema general y 48 al cupo de reserva de discapacidad. Los perfiles ofertados contemplan técnicos jurídicos, de economía, de gestión, de medicina del trabajo, arquitectura, ingeniería civil, industrial, telecomunicaciones, de planificación estratégica y proyectos e informáticos.

Asimismo, la convocatoria de cuadro técnico prevé el ingreso de 28 empleados, así como 259 plazas de ingreso en categorías de personal operativo de Adif, de las que 114 será de Factor de Circulación de Entrada, 125 de Montador Eléctrico de Instalaciones de Seguridad, Oficial Celador Línea Electrificada de Entrada, Oficial de Subestaciones y Telemandos de Entrada y Oficial de Telecomunicaciones de Entrada.

Adif AV oferta cinco plazas de técnico de construcción, ingeniería civil, industrial y de telecomunicaciones. El plazo para la presentación de solicitudes estará abierto hasta el próximo 17 de agosto. Las bases de las diversas convocatorias están disponibles en las páginas web de Adif y de Adif AV.

Adif pierde 134 millones hasta junio

Adif y Adif Alta Velocidad (Adif AV) registran unas pérdidas de 134,05 millones de euros en el primer semestre de este año, lo que supone un aumento del 2% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior, según recogen las cuentas agregadas de ambas entidades, presentadas a sus respectivos consejos de administración. Entre enero y junio, alcanzaron un resultado bruto de explotación (Ebitda) conjunto de 130,43 millones de euros, un 10% inferior a los seis primeros meses de 2018, como consecuencia, entre otras circunstancias, del esfuerzo que ambos administradores han realizado para mejorar la calidad del servicio prestado a los operadores ferroviarios y a los usuarios del tren.

Ambas entidades elevaron su gasto externo en reparación y conservación de la red y de sus edificios en un 9%, aproximadamente 17 millones de euros, con respecto al primer semestre del ejercicio anterior, así como en servicios de vigilancia y seguridad, principalmente en estaciones, que creció en 6 millones de euros, lo que representa un incremento del 29,5% en relación al mismo período del año anterior.

El importe neto de la cifra de negocios de Adif y Adif AV se situó en 627,24 millones de euros, un 2% más que en el primer semestre de 2018. Este importe corresponde prácticamente en su totalidad a los ingresos por la liquidación de los cánones ferroviarios. En concreto, la recaudación acumulada por Adif y Adif AV en concepto de los cánones por utilización de las líneas de la Red Ferroviaria de Interés General (RFIG) a junio de 2019 registró un incremento del 1,98% sobre el mismo período de 2018.

Adif AV registró en el primer semestre un Ebitda de 144,43 millones de euros, al tiempo que el resultado financiero de la entidad mejoró en 9 millones de euros con respecto al mismo semestre del ejercicio anterior, con una reducción del tipo de interés medio de su deuda en cinco puntos básicos. El importe neto de la cifra de negocios de la entidad alcanzó 296,86 millones de euros, con un aumento del 3% sobre el primer semestre de 2018. La recaudación por cánones de las líneas titularidad de Adif AV registró un incremento del 3,29%, mientras que la actividad medida en trenes-kilómetro creció un 3,60% con respecto al mismo período de 2018.

El mayor aumento, tanto en términos monetarios como de producción, en líneas de alta velocidad titularidad de Adif AV se produjo en el eje Madrid-Valladolid-León-Zamora. Adif AV ejecutó inversiones por valor de 533,43 millones de euros en el primer semestre, con un descenso del 8,69% respecto al volumen ejecutado a junio de 2018.

La firma matriz Adif que se encarga de la red de ferrocarril convencional cerró el primer semestre con un Ebitda negativo de 13,99 millones de euros, al tiempo que el resultado financiero fue positivo en un millón de euros, lo que supone una mejora de seis millones de euros frente al primer semestre del ejercicio anterior.

Entre enero y junio, el importe neto de la cifra de negocios se situó en 330,37 millones de euros, lo que supone un aumento del 1%. La recaudación por cánones de las líneas titularidad de Adif se incrementó en un 0,94%, debido principalmente al aumento de las tarifas. Adicionalmente, la entidad ha continuado con la política de saneamiento financiero, reduciendo su endeudamiento en 46 millones de euros desde el 30 de junio de 2018.

Asimismo, presenta un fondo de maniobra positivo por valor de 747 millones de euros y una tesorería de 736 millones de euros, que le permiten afrontar, según la entidad, “sin ningún tipo de tensiones” la ejecución de su plan de inversiones en el año 2019. En este sentido, el volumen inversor de Adif en el primer semestre de este año se elevó a 226,80 millones de euros, con un incremento del 44,66% si se compara con el realizado en el mismo período de 2018.

Pasos para que el AVE baje de precio

El gestor de la red ferroviaria española Adif ha dado el primer paso para que el precio de los billetes del AVE baje a partir de diciembre de 2020 cuando la red se abra a la competencia y además de Renfe otras compañías podrán ofrecer servicio de transporte de viajeros en tren. Este descenso de los billetes de tren será posible gracias al cambio que Adif ha realizado en el sistema de cánones o tasas que cobra a los operadores por usar las vías, las estaciones y el resto de infraestructuras ferroviarias.

La compañía gestora del ferrocarril considera que el incremento del uso de la red que derivará de la liberalización permitirá bajar el canon. Asisimo, además de la acotar el canon, Adif introducirá un sistema de bonificaciones o rebajas en el mismo que ‘premien’ a los operadores que más aumenten sus tráficos y, de esta forma, el aprovechamiento de la red. Hasta ahora solo Renfe abona este concepto, una situación que cambiará con la entrada en el mercado de competidores a partir de 2020.

A su vez, Renfe y las nuevas compañías que exploten el AVE podrán trasladar su menor coste por el canon al precio de los billetes. Así lo indicó la presidenta de Adif, Isabel Pardo, que anunció que a comienzos del próximo mes de septiembre presentará a los operadores interesados en entrar en el AVE su plan quinquenal de cánones. Adif adoptará así un sistema similar al que lleva a cabo Aena para gestionar la red de aeropuertos y atenderá a la petición realizada en este sentido por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).

Adif tiene la intención de bonificar estas tasas si se producen determinados incrementos del tráfico. «Es un sistema de cánones motiva e incentiva la apuesta por el ferrocarril», ha explicado este jueves la presidenta de la empresa, Isabel Pardo de Vera, en un encuentro con los medios de comunicación.

En el caso del ferrocarril, el descenso de tasas será incluso posible a pesar del esperado aumento de los costes de mantenimiento que afronta Adif por el previsto crecimiento de la red y su uso. Además, se garantiza el objetivo de los cánones, el de recuperar la inversión realizada en el AVE y cubrir su mantenimiento, incentivando su mayor utilización y aprovechamiento.

Respecto a las empresas interesadas en la privatización, Pardo de Vera ha explicado que han estado en contacto con operadores ferroviarios, fondos de inversión e incluso fabricantes. El trazado entre Madrid y Barcelona es el que mayor interés está recibiendo, aunque según la presidenta de Adif las empresas interesadas en la liberalización «también han preguntado por los corredores del norte y el Barcelona-Valencia». «En estos días se están cerrando muchas alianzas», ha añadido Pardo de Vera. Adif elegirá a los competidores de Renfe en diciembre de este año.

Adif abre la competencia a Renfe

Adif celebra hoy un consejo extraordinario para abordar la aprobación del documento de la declaración de red, que marcará el punto de salida para que las empresas interesadas en competir con Renfe en el transporte de viajeros presenten sus ofertas. SNCF, Acciona, Globalia, Virgin, a los que se puede sumar otras empresas como Alsa, aparecen en cabeza. Tienen hasta el 31 de octubre para comunicar sus ofertas a Adif, que prevé seleccionar a los futuros competidores de Renfe antes del 15 de diciembre, un año antes de que comiencen a operar el servicio ferroviario.

El documento definitivo debe recoger las recomendaciones aportadas por la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC), que en su informe publicado el 26 de junio valoró la transparencia que introducía Adif al clarificar la situación para las empresas ferroviarias que pretendan prestar sus servicios a partir del 14 de diciembre de 2020.

Adif ha elaborado una oferta de capacidad marco de diez años de duración agrupada en tres paquetes -A, B y C-, en función del número de circulaciones por día, para los corredores Madrid-Barcelona-Frontera francesa y Valencia-Barcelona, Madrid-Levante (Valencia y Alicante) y Madrid-Toledo-Sevilla-Málaga. Esta oferta de trenes supone la entrada de dos nuevas empresas, dado que el primero de los paquetes, por su número de circulaciones, se da por descontado que corresponderá a Renfe. Todo ello supondrá implica elevar un 60% la actual oferta de trenes AVE por estos corredores, hasta 189 trenes diarios, frente a los 119 actuales, según detalla Adif.

La CNMC propone limitar a cinco años renovables la vigencia de uno de los tres paquetes para facilitar la entrada de nuevos operadores y la adaptación de Renfe a la liberalización ferroviaria a partir de diciembre de 2020. En su informe sobre la modificación de la Declaración sobre la Red 2019 de Adif y Adif Alta Velocidad, la CNMC recuerda que las empresas ferroviarias deben tener la opción de solicitar la capacidad marco que consideren adecuada a su plan de negocio. Además, indica que Adif Alta Velocidad únicamente puede aplicar los criterios de prioridad que recogía en su propuesta cuando las peticiones superen la capacidad disponible. En caso contrario, apunta la CNMC, se debe adjudicar capacidad a todas las empresas que la soliciten.

En el caso de que las solicitudes de capacidad marco superen la disponibilidad, la agrupación en paquetes y el criterio de asignación (mayor uso en 10 años), la CNMC cree que resultan adecuados ya que permiten priorizar a las empresas ferroviarias que se comprometan a realizar un uso más intensivo de la red de alta velocidad.

El informe también señala que la duración de los contratos a largo plazo debe ser flexible e independiente de los 10 años establecidos por Adif Alta Velocidad para valorar la intensidad de uso. La CNMC también ve positivo la concreción que ha realizado Adif y Adif Alta Velocidad sobre los servicios que se ofrecen en las estaciones de viajeros, así como en los espacios disponibles y en su localización, aunque cree que los gestores deberán adaptarla a la demanda de las empresas ferroviarias y aportar información sobre los costes asociados.

La CNMC insiste en que en la apertura del mercado nacional de transporte de pasajeros por ferrocarril no basta con concretar el acceso a la red ferroviaria, ya que es necesario abordar aspectos esenciales para completar con eficacia este proceso. Asimismo, el organismo ve imprescindible la estabilidad y la predictibilidad de los cánones ferroviarios. Desde Adif prevén “una vorágine de cierre de alianzas” entre las empresas interesadas en la liberalización una vez que se publique la declaración sobre la red definitiva, dando el banderazo de salida al proceso.

Adif abandona Slisa

Adif anuncia la venta al grupo Suardiaz de su participación en Soluciones Logísticas Integrales (Slisa). El grupo naviero, que ya contaba con el 57,61% de las acciones de esta sociedad, ha ejercido su derecho de adquisición preferente para hacerse con el 40,3% controlado por el operador público, por lo que asume el control de la empresa a excepción de un 2,03%. Con esta operación, la compañía completa su salida del accionariado de empresas que explotan servicios vinculados con el transporte ferroviario.

Slisa está especializada desde 1994 en la gestión y manipulación de carga intermodal en terminales ferroviarias, efectuando transbordo de mercancías, maniobras ferroviarias y documentación comercial. Opera en Fuente San Luis, Silla, el puerto de Barcelona, Cerbere, Granollers y Tarragona. Slisa ha tenido experiencia como operador ferroviario en el transporte de material ferroviario a Chile, de locomotoras de Alstom (Barcelona), a Inglaterra y de coches a Israel.

Desde Adif explican que la operación “se ha visto propiciada por la necesidad de instrumentar el proceso de participación del sector privado en el transporte ferroviario dentro de un mercado competitivo, sujeto a las máximas garantías y transparencia”. En este sentido, la empresa pública asegura que “está impulsando la explotación de los servicios que se prestan en sus terminales por terceras empresas que las gestionan a su riesgo y ventura”.

Esta venta completa el proceso que ha llevado a cabo Adif para salir del accionariado de empresas explotadoras de servicios vinculados con el transporte ferroviario. “De este modo, la entidad pública podrá centrarse en la promoción de sus instalaciones e infraestructuras, así como en la realización y desarrollo de los proyectos estratégicos en que está inmersa”, sostiene Adif, que considera que la decisión también favorece a Slisa, “que evitará estar sujeta a una empresa que es órgano adjudicador de licitaciones, lo que podría suponer una eventual restricción en sus posibilidades de participación en el resto de las licitaciones”.

Teruel pierde el tren

Teruel se queda tres meses sin conexión ferroviaria con Valencia por obras en la línea. El Ministerio de Fomento ha cerrado al tráfico esta obsoleta línea para acometer trabajos puntuales de mejora. Desde este martes hasta el 4 de octubre, los turolenses se quedan sin su tren y, por tanto, Zaragoza se queda también sin conexión por ferrocarril con Valencia.

Desde el Ministerio de Fomento indican que esta suspensión total del servicio es imprescindible para llevar a cabo los trabajos proyectados. En Teruel, sin embargo, no lo tienen tan claro. Hartos de esa anticuada línea de ferrocarril, auténtico «tren tortuga» por su lentitud y limitadas prestaciones, en esta provincia las quejas no se han hecho esperar ante este prolongado corte. La Plataforma en Defensa del Ferrocarril de Teruel cree que debían haberse planificado mejor las obras para que el servicio no hubiera estado suspendido durante tantos meses. Y, además, critica que todo esto sea, a fin de cuentas, para remozar una línea que seguirá siendo poco competitiva, porque la reforma en profundidad que necesita sigue sin llegar.

Los trenes regionales que unen Zaragoza con Canfranc y con Teruel, y los que dan servicio a Calatayud, Castejón o Tudela se caracterizan por sus constantes fallos y unas bajas velocidades que relegan su utilidad social y su valor como infraestructuras productivas. Esta penuria se acrecienta ahora en Teruel: Aragón pierde hasta el próximo 4 de octubre la conexión ferroviaria directa con Valencia debido al corte de la vía que lleva a cabo el Adif para poder realizar obras de mejora en la decrépita línea Zaragoza-Teruel-Valencia. De estas tres capitales, la más perjudicada es la turolense, que se queda sin la única línea de tren que tiene y, por tanto, aislada de Zaragoza y Valencia

Los datos de ejecución presupuestaria del año pasado evidencian el flagrante incumplimiento de las promesas presupuestarias del Gobierno con la red ferroviaria aragonesa, y muy en particular con la de Teruel. El año pasado, el Estado solo ejecutó en Aragón el 22% de la inversión prometida en ferrocarriles, y la cifra fue todavía más escandalosa en la red ferroviaria convencional, a la que pertenece la línea de Teruel, un apartado en el que no se invirtió ni el 5% de lo presupuestado.

Ahora, quienes dependen del ferrocarril tendrán que conformarse con los autobuses alternativos que ha dispuesto Renfe. Tres meses de viajes por carretera, a los mismos precios que tenía el billete de tren, pero con peores prestaciones, porque los tiempos de recorrido son mayores. En algunos casos, la demora añadida roza los tres cuartos de hora para los trayectos más largos.

La línea Zaragoza-Teruel-Valencia no solo da servicio a las estaciones de estas tres capitales de provincia, sino también a un buen número de municipios de localidades intermedias, sobre todo en la provincia de Teruel. Esta línea sigue sin estar electrificada y hay tramos en los que los trenes no pueden circular a más de 30 kilómetros por hora. Cada año se producen decenas de incidencias en estos servicios ferroviarios. En 2018, por ejemplo, 28 trenes acumularon retrasos de más de media hora, mientras que en 2017 hubo 41 incidencias de este tipo, y 35 en 2016.

15.000 toneladas de carril para Extremadura

Renfe Mercancías va a transportar un total de 15.000 toneladas de carril destinado a la línea de alta velocidad Madrid-Extremadura. El transporte, que tiene origen en Valladolid y en la localidad leonesa de Villada, se realizará en dos fases entre el presente mes de junio y finales de septiembre. La operación consiste en la realización de 30 trenes cuya carga equivale a 62 futuros kilómetros de vía doble entre Cáceres y Plasencia.

En la primera fase, que se prolongará hasta el 16 de julio, van a circular dos trenes por semana con origen en la factoría de Redalsa en Valladolid. Cada uno de los trenes circulará cargado con 30 barras de carril de 270 metros de longitud. La fabricación de este carril, barras de 90 metros, se realiza en la planta de Arcelor de Veriña, en Asturias. Las barras originales se sueldan entre sí hasta alcanzar la longitud de 270 metros con el objetivo de optimizar el transporte.

La segunda fase se iniciará el 17 de julio y se desarrollará hasta completar la operación. En esta fase el carril que se va a transportar es de 108 metros y se encuentra acopiado en la base de Adif situada en la localidad leonesa de Villada.

El transporte de carril es una operación que Renfe Mercancías realiza habitualmente para suministrar material a las líneas que Adif está construyendo o a aquellas en las que se realiza mantenimiento.

El carril que fabrica Arcelor en Veriña es muy apreciado, como ponen de manifiesto los contratos de suministro realizados durante los últimos años para Alemania, Italia y Australia. Deutshe Bahn, el administrador de infraestructuras ferroviarias del gobierno germano, renovó en 2016 su contrato con Arcelor-Mittal hasta 2018, lo que supuso para el gigante siderúrgico un pedido de 147.000 toneladas de carril, cuya producción repartió entre sus plantas de Polonia y la de Gijón.

La multinacional también suscribió en 2106 un contrato con Rete Ferroviaria Italiana (RFI), la empresa encargada del mantenimiento de la infraestructura ferroviaria de ese país, a la que tenía previsto suministrar 32.000 toneladas de carril en el plazo de dos años, repartiéndose la producción con las plantas de Arcelor en Polonia y Luxemburgo.

Con las reformas llevadas a cabo, las instalaciones de Veriña tienen capacidad para fabricar raíles de hasta 108 metros de longitud frente al anterior tope de 90 metros. La factoría asturiana ha instrumentalizado más de 15 tipos de carril que luego se han aplicado tanto en la planta de Gijón como en las otras cuatro de tren de carril que tiene ArcelorMittal repartidas por Europa y Estados Unidos.

Tres nuevos trenes auscultadores para Adif

Adif saca a concurso la compra de tres nuevos trenes auscultadores, los que utiliza para supervisión y mantenimiento de las líneas, uno de ellos para las del AVE, por 63 millones de euros. La compra de estos trenes por parte de la empresa promotora y gestora de la red ferroviaria se enmarca en el plan de inversión en material rodante que lanzó el pasado año, por el que ya licitó la compra de un tren auscultador AVE por 47,6 millones.

En virtud del contrato autorizado por el Consejo de Ministros el pasado viernes, ahora Adif comprará un nuevo tren auscultador para la red AVE y dos para las líneas de ancho ibérico. Las tres unidades deberán no obstante tener tracción tanto diésel como eléctrica, y capacidad para circular a una velocidad de hasta 160 y 200 kilómetros por hora para cada uno de los tipos de tracción. Además, los trenes podrán auscultar tanto las vías como la catenaria (las instalaciones eléctricas de las líneas ferroviarias), tener instalados todos los sistemas de seguridad operativos en la red y otros equipos específicos para realizar tareas de auscultuación.

La auscultación ferroviaria es un procedimiento por el que se analizan los principales parámetros de la vía con el objetivo de establecer, mantener e incrementar la calidad, fiabilidad y seguridad de las infraestructuras. Los trenes auscultadores van provistos de la instrumentación y el hardware y software necesarios para realizar la diagnosis de la calidad de la infraestructura. Adif dispone de tres trenes laboratorio, Séneca (Talgo 330 y apodado ‘Heineken’ por su antiguo color verde) y BT (355.001 y 355.002, antes Talgo XXI).

Adif indicó en un comunicado la relevancia de los trabajos de auscultación, tanto en la fase de construcción de las líneas, para avalar que cumplen con los criterios necesarios, y también para las labores de mantenimiento de líneas ya en servicio para atajar posibles incidencias.

En paralelo, Adif también ha sido autorizada por el Consejo de Ministros para sacar a concurso dos compras de suministros para mantenimiento de la red ferroviaria convencional que, en conjunto, suman 68,4 millones de euros. Se trata de compras de carril de vía para atender necesidades de obras, reparaciones y repuestos estimadas para los próximos tres años por importe de 46,6 millones de euros y de adquisiciones de traviesas para acometer los mismos trabajos, en este caso, los dos próximos años, por otros 22,4 millones.

(Imagen Gusiluz de SSC. Wikimedia Commons)

Mejora del sistema de comunicaciones de la C-3

El Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) ha adjudicado por un importe de 5.283.000 euros el contrato para la redacción del proyecto constructivo y la posterior ejecución de la obra de instalación del sistema de comunicaciones móviles GSM-R en la línea C-3 de las Cercanías de Madrid. El contrato incluye la redacción del proyecto constructivo, la posterior ejecución de la obra y su mantenimiento durante cuatro años en el tramo Aranjuez-Atocha-Chamartín-Villalba, anuncia Adif.

Gracias a esta actuación se desplegará el GSM-R, un sistema de comunicaciones específico para la explotación ferroviaria, que posibilitará la posterior instalación del sistema europeo de Gestión del Tráfico Ferroviario (ERTMS), lo que permitirá mejorar la fiabilidad y seguridad del tráfico ferroviario en la línea C-3, en los tramos Aranjuez-Atocha, Atocha-Chamartín y Chamartín-Villalba. Esta actuación se incluye en el Plan Integral de Mejora de los Servicios de Cercanías de Madrid 2018-2025, presentado hace un año por el entonces ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, y que aborda la modernización y mejora de la infraestructura, así como un plan de renovación del material rodante.

El sistema GSM-R sustituye al sistema de comunicaciones analógico Tren-Tierra, mejorando sustancialmente sus prestaciones, ya que tiene mayor capacidad y permite integrar todos los servicios de telecomunicaciones en una misma red de comunicaciones fijas y móviles con una gestión centralizada. Entre otras ventajas permite priorizar llamadas y ofrece mayor seguridad y protección. Además, facilita la integración de nuevos servicios como el Sistema Europeo de Gestión del Tráfico Ferroviario (ERTMS), sistema de mando y control de trenes de supervisión continua que mejora la fiabilidad y seguridad de la explotación ferroviaria, al tiempo que contribuye a un aumento significativo de la capacidad de la red, se añade en la nota.

En mayo de 2018, Adif adjudicó por un millón de euros el contrato para la redacción del proyecto constructivo y la posterior ejecución de la obra para el suministro de energía en la línea C-3. El contrato, adjudicado a la compañía EYM Instalaciones, cuenta con un plazo de ejecución de treinta meses. Con estas obras se reforzará el suministro de energía necesario para el despliegue del GSM-R y la posterior instalación del Sistema Europeo de Gestión del Tráfico Ferroviario.

Los alcaldes de los municipios por los que discurre la línea C-3 (Aranjuez-El Escorial) se quejan desde hace tiempo de las “constantes incidencias” que viven en el sur de la región. Los regidores se reunieron en enero de 2018 con responsables del Ministerio de Fomento, al que demandaron partidas presupuestarias para aumentar la frecuencia de trenes y mejorar las infraestructuras de la línea.

Fin de jornada a las 18.00 horas en Adif

Cierre a las 18.00 horas. Adif y Adif Alta Velocidad anuncian el acuerdo con “la práctica unanimidad de los sindicatos presentes en la Comisión Negociadora” sobre un nuevo convenio colectivo que incluye un aumento salarial, el compromiso para la elaboración de un Plan Plurianual de Empleo, así como de jubilaciones parciales, y que establece las 18.00 horas como hora límite de salida para el personal con jornada partida cuya labor no esté directamente vinculada a la explotación ferroviaria y el inicio de negociaciones para aplicar la reducción de jornada prevista en la Ley de PGE de 2018.

El documento, que será efectivo desde el 1 de enero y tiene una duración de cinco años, con posibilidad de prórroga hasta el 31 de diciembre de 2025, “es pionero en el sector púbico en materia de derechos sociales, especialmente en medidas de conciliación de la vida laboral y familiar, como el establecimiento de las 18.00 horas como límite para la finalización de la jornada laboral para el personal con jornada partida y en las dependencias que no estén vinculadas a la explotación ferroviaria”.

En el aspecto retributivo, el convenio contempla un incremento salarial que se dividirá en tres partes: una de carácter fijo; otra variable, en función del crecimiento del PIB; y un fondo adicional. Los porcentajes de cada una de ellas serán los establecidos por las respectivas leyes de Presupuestos de cada ejercicio. Así, en 2019, el incremento fijo será del 2,25%, al que se sumará, con efectos de 1 de julio, un incremento variable del 0,25% en el caso del que el incremento del PIB sea igual o superior al 2,5%, e inferior en caso de que el alza del PIB también lo sea. En este último escenario, el incremento variable podría oscilar entre el 0,2 % y el 0,05 %, en función del alza definitiva del PIB.

En cuanto al fondo adicional, se repartirá linealmente un 0,25% de la masa salarial de 2018, vinculando este incremento a la productividad y el cumplimiento de objetivos empresariales. Este sistema se aplicará en los años sucesivos una vez conocidos los incrementos autorizados por la Ley de PGE.

La dirección de la empresa debe elaborar un Plan Plurianual de Empleo, que estará listo en el primer semestre de 2019 y recogerá las previsiones de ingresos de personal para cada ejercicio, a través de las correspondientes Ofertas de Empleo Público. Además, formarán parte fundamental de este plan la puesta en marcha de un plan de desvinculaciones y la continuidad de las jubilaciones parciales iniciadas en 2017, una vez se reciban las correspondientes autorizaciones administrativas.