Archivo de la etiqueta: Bombardier

Ocho locomotoras ecológicas para NJT

Bombardier Transportation ha anunciado la ampliación del acuerdo que mantiene con New Jersey Transit Corporation (NJ Transit) desde 2008 para el suministro de ocho locomotoras adicionales de doble potencia Bombardier ALP-45, que se sumarán a las 52 que actualmente componen la flota actual. La entrega del pedido está programada para 2022, lo que proporcionará a la empresa estadonunidense una mayor flexibilidad operativa.

El centro de excelencia de Bombardier en Trápaga (Bizkaia) será el encargado de la fabricación y el suministro del convertidor de tracción de la locomotora. Se trata de un convertidor dual, lo que hace posible que la locomotora pueda operar tanto en líneas electrificadas como en las que no lo están. Además, la factoría vizcaína también será responsable del suministro del sistema distribuido TCMS, que controla todas las funciones operativas del vehículo, actuando como ‘cerebro’ de la máquina.

Las nuevas locomotoras de doble potencia son capaces de operar tanto con energía eléctrica de corriente alterna como con energía diésel, lo que permite reducir considerablemente las emisiones de CO2. A su vez, ofrecen un aumento significativo de potencia, aceleración y seguridad respecto las unidades que reemplazarán. Su sistema de suministro energético permite que las locomotoras puedan operar en todo el sistema ferroviario de NJ Transit (NJT), permitiendo así a los pasajeros viajar entre Nueva Jersey y la estación de Penn de la ciudad de Nueva York sin tener que cambiar de tren.

“Estas nuevas locomotoras son mucho más respetuosas con el medio ambiente que las unidades diesel a las que están reemplazando. Además, ofrecen a NJ Transit una mayor flexibilidad operativa y proporcionan a los pasajeros la seguridad y la comodidad de un viaje hacia y desde la estación de Penn en la ciudad de Nueva York”, explican fuentes de la corporación estadounidense.

La compañía canadiense ha suministrado más de 100 locomotoras eléctricas y de doble potencia, cientos de vehículos de cercanías y 429 vehículos a NJT. El año pasado, la firma de Neueva Jersey adjudicó a Bombardier un contrato para el suministro de 113 coches de tren de cercanías, con nuevas prestaciones diseñadas para mejorar la experiencia del pasajero. Además, Bombardier fue miembro del consorcio que diseñó y construyó el sistema de ferrocarril ligero River Line entre Camden y Trenton (Nueva Jersey) y ahora opera y mantiene el sistema mediante un contrato con NJT.

La Corporación de Tránsito de Nueva Jersey (NJ Transit, y a menudo abreviada como NJT), es un sistema de transporte público de propiedad estatal que sirve al estado estadounidense de Nueva Jersey, junto con partes del estado de Nueva York y Pensilvania. Opera servicios de autobús, tren ligero y tren suburbano en todo el estado, conectando con los principales centros comerciales y de empleo tanto dentro del estado como en las principales ciudades adyacentes de Nueva York y Filadelfia. Con un un área de servicio que cubre 5.325 millas cuadradas (13.790 kilómetros cuadrados) y fundada en 1979, NJT es el sistema de transporte público más grande del estado y el tercer proveedor más grande de autobuses, trenes y trenes ligeros por pasajeros en los Estados Unidos. La NJT también actúa como agencia de compras para muchos operadores privados del estado; en particular, autobuses para atender rutas no atendidas por la agencia de tránsito.

Bombardier entregará 390 coches de metro a China

Bombardier Transportation ha anunciado que su joint venture china, Changchun Bombardier Railway Vehicles Company Ltd. (CBRC), ha firmado un contrato con Changchun Railway Vehicle Co., Ltd. (CRRC) para el suministro de 390 coches para el Metro de Harbin. El contrato está valorado en aproximadamente 153 millones de euros, de los cuales Bombardier percibirá la mitad al contar con el 50% de las acciones de CBRC.

Los 390 vehículos para el Metro de Harbin se configurarán en 65 trenes de seis coches cada uno: 216 coches circularán en la Línea 2 del suburbano, con 28,7 kilómetros de longitud y 19 estaciones, que atravesará la ciudad de norte a sudeste cuando comience a operar en 2021. Los 174 coches restantes circularán en la Línea 3, de 32 kilómetros y 30 estaciones, cuya apertura está prevista para 2022.

Desde su creación hace más de 20 años, CBRC ha suministrado 2.900 coches de metro a ciudades como Shanghai, Guangzhou, Shenzhen, Beijing, Wuhan, Bangkok y Singapur. Harbin inauguró su primera línea de metro en 2013 para dar respuesta al aumento de la población y creciente demanda de un transporte público capaz de dar movilizar a miles de personas cada día. El sistema subterráneo cuenta con un plan de expansión para alcanzar un total de cinco líneas y 143 kilómetros de vía.

En lo referente a sistemas para metro, el centro de excelencia de sistemas de señalización de Bombardier en San Sebastián de los Reyes ha desarrollado el sistema de control automático CBTC, Cityflo 650, para varias líneas de metro de Turquía, así como para las líneas 1 y 6 de Metro de Madrid y la Línea 5 del metro de São Paulo. En España Bombardier también ha suministrado su sistema de señalización Cityflo 350 a los metros de Bilbao, Barcelona y Sevilla.

La construcción de un sistema de metro en Harbin fue aprobado por el Consejo de Estado en 2005. La inversión inicial se estimó en un costo de 643 millones de dólares. El proyecto fue encabezado por la Construcción del Metro del Gobierno Popular Municipal de Harbin, que estableció una Oficina de Construcción de Tráfico de Pista dirigida por la comisión de construcción de la ciudad. En 2006, se llevó a cabo una “Ceremonia de Iniciación del Proyecto de Prueba del Metro de Harbin”, que significa la implementación real del proyecto de la Línea 1 de Harbin.​ Los constructores hicieron uso de un túnel de defensa aérea de 10.1 kilómetros, construido en la década de 1970 como parte de la defensa aérea civil “7381”, que forma parte de la línea 1​.

La construcción de la Línea 1 comenzó por segunda vez el 29 de septiembre de 20093​ y luego se detuvo y comenzó por tercera vez en marzo de 2010.​ En marzo de 2011, se firmó el contrato de vehículos para la primera línea con Changchun Railway Vehicles co. ltd. La fecha prevista para la apertura de la primera línea de 18 estaciones se estableció a finales de 2012.​ Finalmente fue inaugurada el 26 de septiembre de 2013.​ El 26 de enero de 2017, la Fase I de la Línea 3 se abrió para la operación.​

Bombardier está presente en China a través de varias joint ventures que dan empleo a más de 8.000 personas. Estas alianzas estratégicas han hecho posible el suministro de 4.500 vehículos de transporte de pasajeros y 580 locomotoras eléctricas, además de monorraíles, sistemas APM (Automated People Mover), tranvías y más de 2.500 coches de metro. A su vez, Bombardier suministra sistemas de propulsión y señalización a otros fabricantes del sector ferroviario en Asia.

Locomotora con propulsión vasca para Polonia

Bombardier Transportation ha completado la entrega de la primera de las tres locomotoras Bombardier Traxx MS a Cargounit (marca comercial de Industrial Division), proveedor líder de arrendamiento de locomotoras y material rodante de pasajeros con sede en Gdansk (Polonia). La fábrica de Bombardier en Trapaga (Bizkaia) es la planta en la que se fabrican los convertidores de tracción y convertidores auxiliares para estas tres locomotoras, y donde también se realiza la gestión del proyecto operativo, que cubre desde la selección de proveedores y acopios hasta las pruebas finales y envío de los convertidores, pasando por las fases intermedias de suministros, fabricación, pruebas e inspecciones finales.

La planta vizcaína es en estos momentos el centro de excelencia de fabricación de convertidores de alta potencia para la plataforma de locomotoras Traxx de Bombardier. Entre ellos, cabe destacar las familias de convertidores AC3, de 1 y 2 sistemas para corriente alterna, los DC3 para alimentación de corriente continua, así como los MS2 (que son los de las locomotoras de Cargounit) y los MS3 (última generación de locomotoras multisistema).

La serie de convertidores MS2 ha aportado su experiencia y fiabilidad para evolucionar hacia la plataforma Bombardier Traxx 3, la plataforma de locomotoras de cuatro ejes más moderna de Europa. Sus tres modelos (Traxx AC3, Traxx MS3 y Traxx DC3), ofrecen, además, la funcionalidad Last Mile, que les posibilita circular en los últimos tramos de vía donde no hay catenaria Aparte de estos convertidores para la familia Traxx. Trapaga fabrica también los convertidores para las 17 nuevas locomotoras duales ALP45-DPT4 para New Jersey y los destinados a la modernización de la flota de LKAB IORE, en las minas del norte de Suecia.

Entre las ventajas de la plataforma Traxx, además de la alta potencia de tracción, destacan su funcionamiento económico y ecológico, al contar con un sistema Ecomode capaz de reducir el consumo total de energía en un 5% al poder apagar los motores de tracción de forma individual. Las locomotoras también están diseñadas con un mantenimiento modular que permite reducir el tiempo de inactividad haciendo que el servicio mecánico sea más rápido y sencillo.

Hasta la fecha, se han vendido más de 240 locomotoras Traxx para operar en Polonia y países vecinos y en los últimos 20 años, se han vendido más de 2.300 locomotoras Traxx en todo el mundo, incluidas más de 600 locomotoras Traxx multisistema. Diseñadas para funcionar con los cuatro principales voltajes de suministro ferroviario de Europa, estas locomotoras proporcionan los más altos niveles de flexibilidad e interoperabilidad.

Metro automático para Kuala Lumpur

Bombardier Transportation completa el montaje del primero de los metros automáticos sin conductor, Innovia 300, adicionales para la línea Kelana Jaya Light Rail Transit (LRT), en Kuala Lumpur (Malasia). Estos vehículos, de cuatro coches de alto rendimiento con características mejoradas, se fabrican en Plattsburgh (EE.UU.), aunque el montaje final y los trabajos de acondicionamiento interior se llevan a cabo en Malasia, en las instalaciones de Westport, del Consorcio Bombardier Hartasuma (BHC). Los 108 vehículos correspondientes a este último pedido se entregarán a lo largo del año 2020.

Equipados con la tecnología de propulsión Mitrac, los vehículos de metro sin conductor permiten una mayor flexibilidad operativa y un bajo consumo de energía. Los metros tienen capacidad para transportar alrededor de 300.000 pasajeros diarios en la línea LRT Kelana Jaya, al tiempo que cumplen con los más elevados estándares de seguridad y medio ambiente. El centro de excelencia en sistemas de propulsión y control ubicado en Trapaga (Bizkaia) ha estado involucrado desde hace años, y lo sigue estando en la actualidad, en el desarrollo y suministro de equipos de propulsión Mitrac, presentes en vehículos como el Zefiro, el monorraíl de São Paulo, el AVE S102, S112 y S130, así como en el proyecto de Haramain de Arabia Saudí, en las plataformas TRAXX (locomotoras) y Talent3 (tren eléctrico de baterías) y en el Metro Roma y Metro de Madrid.

Durante casi dos décadas, la factoría vizcaína de Bombardier, ubicada en Trapaga, diseña, gestiona y suministra sistemas de propulsión y tracción eléctrica para trenes que circulan por medio mundo. Algo que va a seguir sucediendo en los próximos años gracias a los últimos contratos internacionales ganados por la canadiense que darán carga de trabajo a la planta vasca. La planta de Trapaga tiene la virtud de que es capaz de producir cualquier tipo de aplicación ferroviaria en todos los rangos de potencia: sistemas de tracción para vehículos destinados en líneas generales (locomotoras, trenes de alta velocidad, trenes de grandes recorridos, regionales y cercanías) y transporte urbano (metros, monorraíles, tranvías y trolebuses). Las actividades de Bombardier Transportation en el País Vasco, que comienzan en 2001, tienen su origen en la producción, principalmente bajo licencias de Alstom, Secheron y General Electric, de motores y aparellaje eléctrico para ferrocarriles, de las factorías de General Eléctrica Española en Galindo (1929) y Aguirena en Erandio (1951).

Por su parte, en lo referente a sistemas para metro, el centro de excelencia de sistemas de señalización de Bombardier en San Sebastián de los Reyes ha desarrollado el sistema de control automático CBTC, Cityflo 650, para varias líneas de metro de Turquía, así como para las líneas 1 y 6 de Metro de Madrid y la Línea 5 del metro de São Paulo. En España Bombardier también ha suministrado su sistema de señalización Cityflo 350 a los metros de Bilbao, Barcelona y Sevilla.

“Bombardier ha estado invirtiendo en la producción local en Malasia desde hace más de 20 años, apoyando la formación de los empleados y los planes de desarrollo para clientes, además de trabajar para hacer que la movilidad sea aún más eficiente, sostenible y deseable, al ofrecer soluciones de transporte inteligentes, como estos metros Innovia, que aumentarán la conectividad en Malasia”, dijo Jayaram Naidu, presidente de la región del sudeste asiático en Bombardier Transportation. Bombardier ha recibido tres pedidos de Prasarana Malaysia Bhd desde 1998, por un total de 374 coches de metro, lo que convierte a la suya en una de las flotas de Innovia más grandes del mundo.

Bombardier Trápaga, vital para los trenes de Ilsa

La factoría vizcaina de Bombardier sumistrará los nuevos sistemas de propulsión de los 23 trenes de muy alta velocidad con los que el operador ferroviario Intermodalidad de Levante S. A. (Ilsa), la empresa conjunta de Trenitalia, operador ferroviario de Italia, y el Operador Ferroviario de Levante, pretende competir con Renfe. El valor total del contrato para el suministro del nuevo material rodante es de, aproximadamente, 797 millones de euros, con un reparto del 60% y el 40%, respectivamente

Hitachi y Bombardier colaboran el desarrollo del ‘Frecciarossa 1000′, el tren de alta velocidad más rápido y silencioso de Europa. Cada convoy tiene unos 200 metros de largo, con capacidad para transportar unos 460 pasajeros y podrá alcanzar velocidades comerciales de hasta 360 kilómetros por hora. “El tren Frecciarossa 1000 ha transformado el transporte de pasajeros en las líneas de alta velocidad en Italia, estableciendo el estándar y convirtiéndose en el tren más rápido y admirado de Europa. Esperamos traer las mismas ventajas a España y contribuir al programa de desarrollo de los servicios ferroviarios de alta velocidad en este país”, asegura el consejero delegado de Hitachi, Andrew Barr.

Los ‘Frecciarossa’ o ‘V300 Zefiro’, conocidos como los ‘ETR 1000’ son trenes de alta velocidad de última generación, que desarrollan una velocidad comercial máxima homologada de 360 kilómetros por hora, aunque es capaz de superar los 380 kilómetros por hora, con aceleraciones excepcionalmente altas,superiores a los 0,7 metros por segundo al cuadrado. Por ello asegura tiempos de viaje competitivos, incluso en trazados muy sinuosos, con un bajo consumo de energía por asiento y unos costes de explotación reducidos. Los trenes están equipados con sistemas que aseguran la interoperabilidad en trayectos transfronterizos, y prestan servicio en la línea Roma-Milán, reduciendo el tiempo de viaje a dos horas y veinte minutos. Un total de 160 trenes de la plataforma Zefiro, modelos 250 y 380, circulan ya o lo harán en breve en China. A ellos se suma otros cincuenta que se construirán en las factorías italianas de Bombardier y Ansaldobreda con equipos procedentes de las fábricas del constructor canadiense en Hennigsdorf (Alemania) y Trápaga, que suministra los motores.

Además de los motores para los Frecciarossa, la planta vizcaína trabaja actualmente en los equipos de propulsión Mitrac para los 54 trenes del proyecto del nuevo monorraíl Innovia de Sao Paulo. Trápaga, una de las nueve factorías de Bombardier dedicada a sistemas de propulsión y control en el mundo, cuenta con una plantilla de más de doscientas personas y fue la primera factoría ferroviaria española en obtener la certificación de la agencia de normalización ferroviaria globalIris

Los ‘Frecciarossa 1000’ equipan sistemas de tracción y control Mitrac (Modular Integrated Traction system), basados en módulos IGBT, que ofrecen una muy buena relación peso/potencia, y fabricados en la factoría vizcaína de Trápaga sobre una base de tecnología similar a los equipos de propulsión de 91 trenes de las series de Renfe AVE 102, 112 y 130.

El presidente de Bombardier Transportation en Italia, Franco Beretta, explica que la liberalización de los ferrocarriles europeos “permite a Ilsa ofrecer nuevos servicios ferroviarios en España para animar aún más a los pasajeros a cambiar sus viajes de coches y aviones por trenes, contribuyendo a los objetivos globales de sostenibilidad”. Ilsa, sociedad controlada por los dueños de Air Nostrum y Trenitalia, comenzará a operar en España a partir de 2022 con 16 frecuencias de Alta Velocidad diarias, tras ser una de las compañías seleccionadas por Adif para competir con Renfe.

El otro competidor en liza es la francesa SNFC, que confiaba en iniciar sus operaciones en España el mismo día en el que entraba en vigor la liberalización del sector, es decir, el 14 de diciembre de 2020, pero que retrasa su irrupción en el mercado nacional como consecuencia de la crisis del coronavirus. Renfe pretende combatir a sus competidores con 86 circulaciones diarias por los tres corredores, tras realizar una inversión de 1.646 millones de euros; de ese montante destina unos 600 millones a nuevos trenes AVE y, el resto, a amortizar lo que queda de los actuales.

Nuevo responsable de Bombardier en Trapaga

Diego García Rodríguez, ingeniero en organización industrial por la universidad de Deusto y máster en transporte ferroviario, asume la dirección de la fábrica de Trápaga de Bombardier Transportation. Tras más de doce años en la compañía, durante los que asumió diferentes cargos de responsabilidad (el último de ellos fue director de operaciones, puesto que ocupó desde el año 2017 hasta la actualidad), la firma canadiense le ha puesto al frente de la planta vizcaína.

La fábrica de Bombardier, ubicada en Trápaga y con una plantilla cercana a los 200 trabajadores, tiene la capacidad de diseñar, gestionar y suministrar sistemas de propulsión y tracción eléctrica para cualquier tipo de aplicación ferroviaria en todos los rangos de potencia: sistemas de tracción para vehículos destinados en líneas generales (locomotoras, trenes de alta velocidad, trenes de grandes recorridos, regionales y cercanías) y transporte urbano (metros, monorraíles, tranvías y trolebuses).

La filial vasca es una de las factorías de Bombardier dedicadas a propulsión y control, así como una pieza clave en la red mundial de fabricación de Bombardier Transportation, reconocida como uno de los centros de excelencia de fabricación del grupo. Desde esta factoría se fabrican íntegramente los equipos de propulsión para el V300Zefiro, el tren de muy alta velocidad más rápido de Europa, realizado en colaboración con Hitachi Rail Italy, y los sistemas de propulsión y control para otros grandes proyectos como el nuevo monorraíl Bombardier Innovia de la ciudad brasileña de São Paulo, el tren de alta velocidad que une Medina y La Meca (HST Haramain), o los equipos de propulsión para locomotoras de diferentes operadores públicos y privados.

La factoría vizcaína también está fabricando en la actualidad los equipos de propulsión de un contrato de trenes Omneo de doble piso para diferentes regiones de Francia, así como los equipos de propulsión de otro contrato de trenes NAT para la región Île de France. También está presente en la ingeniería de la ‘familia’ de trenes Talent, participando en el desarrollo del convertidor de tracción del Talent 3. Concretamente el equipo de Trápaga, empezó a trabajar en este proyecto en abril de 201; realiza los trabajos de gestión, compra y fabricación de dos modelos de convertidores (TC 3423 V01 y TC 3423 V02) y dos modelos de cofre de control del transformador (TCB 4W y TCB 2W).

Hasta 2002 la facturación estaba dedicada 100% al mercado nacional, llevándose a cabo, en esa fecha, una transformación profunda de la fábrica, que incluye el rejuvenecimiento de plantilla, la modernización de los procesos e instalaciones, mejoras de calidad y productividad, así como una participación activa de sus ejecutivos en los centros globales de la multinacional. La factoría cuenta con una plantilla cercana a los 200 trabajadores, siendo el 50% de ellos empleados permanentes universitarios y otro 50% menores de 40 años. Trápaga es una de las seis factorías de Bombardier dedicadas a propulsión y control, así como una pieza clave en la red mundial de fabricación de la división Bombardier Transportation.

Certificado de calidad para Bombardier

Bombardier Transportation, empresa clave en la industria ferroviaria española, que emplea cerca de 1.000 personas entre puestos directos e indirectos, ha obtenido la certificación de gestión de calidad para su división de servicios de mantenimiento ferroviario. Concretamente, Certificación y Confianza Cámara, S.L.U. acreditó que el sistema de gestión de la calidad implantado por Bombardier European Holdings, S.L.U. Services para sus actividades de mantenimiento y modernización de vehículos ferroviarios, así como de reparación y revisión de componentes, cumple con los requisitos de la norma UNE-EN ISO 9001:2015.

Los procesos de mantenimiento, aprovisionamiento, aseguramiento de calidad, gestión de recursos, análisis de riesgos y oportunidades, partes interesadas, mejora continua y objetivos de calidad, son algunos de los aspectos fundamentales que han sido evaluados. La obtención de esta certificación refuerza la competitividad de Bombardier y contribuye a incrementar la eficiencia de los procesos de su división de servicios de mantenimiento.

Desde la división de Services de Bombardier España se lleva a cabo el suministro de equipos de medición y gestión del consumo energético (EMS – Energy Management System), que permiten un registro continuo de su gasto energético, con intercambio de datos en tiempo real entre el material móvil y los talleres. Esto supone un importante salto de calidad y sostenibilidad para el sector ferroviario, pues a través de este sistema es posible evitar la emisión de miles de toneladas de dióxido de carbono al año.

El objetivo de este sistema de medición de energía abordo es proporcionar informes que permitan a los operadores ferroviarios mejorar la eficiencia energética y el rendimiento de su material rodante, haciendo posible reducir los costes operativos durante el servicio comercial. Asimismo, esta división de la compañía canadiense también realiza diferentes actividades de reparación, overhaul y logística de componentes para diferentes sistemas y subsistemas de parques de Renfe, FGC, FGV, Metro de Bilbao, Metro de Madrid y Metro de Barcelona, además de otros operadores a nivel internacional. Adicionalmente Bombardier fabrica los dispositivos de medición y gestión energética (EMS) para diversas flotas ferroviarias en España, Reino Unido y Francia.

Bombardier cuenta en España con dos centros de excelencia en ingeniería ferroviaria; uno para el desarrollo de sistemas de señalización, ubicado en San Sebastián de los Reyes (Madrid), y otro para equipos de propulsión ubicado en Trápaga (Bizkaia). El equipo directivo de España, cuenta con dilatada experiencia internacional, con su presidente, Óscar Vázquez, a la cabeza. Quien a lo largo de los últimos años ha desempeñado cargos de responsabilidad en España, Inglaterra, Austria, Singapur y Suiza. Su extenso conocimiento de las diferentes áreas del negocio será fundamental para el desarrollo del mercado ferroviario español, africano y de Oriente Medio.

Un nuevo gigante ferroviario

Bombardier anuncia que ha tomado la decisión estratégica de centrarse exclusivamente en la aviación de negocios y planea acelerar su desapalancamiento mediante la venta de su negocio ferroviario. El grupo francés Alstom se hace cargo de la actividad de transportes de la firma canadiense a un precio entre 5.800 y 6.200 millones de euros, lo que supone la creación del segundo mayor grupo ferroviario del mundo, tras el chino CRRC.

“Hoy marca un nuevo y emocionante capítulo para Bombardier. En el futuro, centraremos todo nuestro capital, energía y recursos en la aceleración del crecimiento y en la expansión de los márgenes de nuestra franquicia de aviones de negocios, líder en el mercado, con un valor de 7.000 millones de dólares. Con un balance más sólido tras la finalización de esta transacción, una cartera de productos líder en la industria, una fuerte cartera de pedidos pendientes y un negocio de posventa en rápido crecimiento, competiremos en este mercado desde una posición de fuerza“, dijo Alain Bellemare, presidente y director ejecutivo de Bombardier Inc.

Bombardier ha firmado un Memorando de Entendimiento con Alstom SA y la Caisse de dépôt et placement du Québec (“la Caisse”) para la venta de su negocio de transporte a Alstom. En virtud de la transacción, Bombardier y la Caisse venderán sus intereses en Bombardier Transportation a Alstom sobre la base de un valor de empresa de 8.200 millones de dólares (~7.450 millones de euros). Se espera que el total de los ingresos, después de la deducción de las partidas de deuda y los pasivos transferidos, incluidas las obligaciones de pensiones, y neto del efectivo de BT, sea de aproximadamente 6.400 millones de dólares, sujeto a ajustes al alza de hasta 440 millones de dólares. Tras deducir la posición de los fondos propios de la Caisse entre 2.100 y 2.300 millones de dólares, Bombardier recibiría un producto neto de entre 4.200 y 4.500 millones de dólares, incluidos 550 millones de dólares de acciones de Alstom a un precio de suscripción fijo de 47,50 euros, monetizable tras un período de bloqueo de tres meses tras el cierre, sujeto a ajustes de cierre, indemnizaciones y al tipo de cambio entre el euro y el dólar. Bombardier tiene la intención de destinar estos ingresos a la amortización de la deuda y evaluará las estrategias de reducción de la deuda más eficaces.

“La venta del negocio ferroviario nos permitirá remodelar y redefinir nuestra estructura de capital. Añadiendo una cantidad sustancial de efectivo al balance y eliminando las acciones preferentes de la Caisse en Transporte, cambiará el juego para Bombardier”, continuó Bellemare. “Incluyendo las ganancias esperadas de las transacciones previamente anunciadas, Bombardier tendría entre 6.500 y 7.000 millones de dólares de efectivo pro forma1 a la mano, poniendo a la compañía en una nueva base para hacer frente a su deuda de 9.300 millones de dólares“. La firma del Memorando de Entendimiento ha sido aprobada por unanimidad por cada uno de los consejos de administración de Bombardier y de Alstom, y la transacción anunciada hoy cuenta con el pleno apoyo de la Caisse, que se convertirá en un nuevo accionista a largo plazo de Alstom.

“Confiamos en que la venta de nuestro negocio ferroviario a Alstom sea la acción correcta para todas las partes interesadas. Como empresa, su misión de proporcionar las soluciones de movilidad más eficientes del mundo, su compromiso con la tecnología y su enfoque en la sostenibilidad serán de gran utilidad para nuestros clientes. También aprecian y valoran nuestra tecnología y capacidades. Sobre todo, reconocen a nuestros talentosos y apasionados empleados y el gran trabajo que han realizado“, declaró Bellemare.

Con esta adquisición Alstom configura un nuevo grupo con una facturación de 15.500 millones, una cartera de pedidos de alrededor de 75.000 millones de euros y una plantilla global de unas 76.000 personas. La vertiente española de la operación tiene implicaciones para unas 2.800 personas. La multinacional francesa da empleo a unas 2.000 personas, tiene su factoría principal en Barcelona, además de varios centros de I+D, mantenimiento y señalización, aunque ninguno de ellos en el País Vasco (donde si estuvo hasta 2015 en que vendió su planta de componentes eléctricos de Ortuella a General Electric, multinacional americana que después la cerró, pero que ha encontrado una segunda oportundidad de la mano de Ingeteam). Bombardier cuenta en España con una plantilla de unas 800 personas y su principal fábrica está en Trapagaran, en la que trabajan más de 180 personas y que tiene un volumen de negocio anual que ronda los 120 millones de euros.

Alstom ya intentó, entre 2017 y 2018, un proceso de fusión con la filial Mobility de Siemens. La suma de ambas plantillas era de 62.300 empleados y la facturación anual ascendía a 15.300 millones. La CE tumbó la operación con la imposición de fuertes condiciones. ¿Y ahora? ¿La UE bendecirá la nueva operación de la multinacional francesa?

¿Vende Bombardier su división ferroviaria?

Bombardier mantiene abiertas las opciones de vender su división ferroviaria con el objetivo de reducir deuda, aunque durante la presentación de resultados de 2019 no hicieron mención explícita a esta acción que fuente en el sector aseguran que puede ser inminente si Alstom confirma su oferta no vinculante por el negocio. El grupo canadiense declara unas ventas de 5.750 millones de euros (8.269 millones de dólares canadienses), con un descenso del 7%. Su ebitda se desploma un 75%, hasta los 212 millones de dólares. La filial de trenes cuenta con una cartera de contratos de 35.800 millones de dólares (48% en servicios y señalización), 10.000 millones firmados el año pasado.

La venta de la participación que Bombardier tenía en el programa para desarrollar, junto a Airbus, el A220 le supone unos ingresos aproximados de 600 millones de dólares, a los que hay que sumar el ahorro de los 700 millones que aun tenía comprometidos para invertir en un proyecto que no estaba dando los resultados esperados, que sufría incómodos retrasos y que estaba generando un consumo de caja excesivo para el grupo canadiense.

El director financiero de la empresa, John di Bert, apunta que el objetivo de Bombardier es cerrar 2020 con una deuda en el entorno de los 4.000 millones, algo solo al alcance del grupo si se deshace de más activos. Fuentes financieras no descartan que, después de desprenderse de la división de aviación comercial, proceda a hacer lo mismo con la división ferroviaria.

La francesa Alstom lleva analizando la operación de compra desde el pasado verano, después de que las restricciones impuestas por la Comisión Europea en materia de competencia echaran por tierra la fusión con el negocio ferroviario de Siemens. Los canadiesenses ofrecen a los franceses una cartera de pedidos valorada en unos 35.000 millones de dólares que, sin embargo, no está exenta de algunos problemas que podrían finalmente frustrar la operación. Pero según las mismas fuetes, todo apunta a que Alstom terminará en los próximos días de perfilar su oferta vinculante que, en el caso de ser aceptada por Bombardier, también tendrá que pasar el filtro de competencia de la Unión Europea.

Bombardier ha completado la entrega de varios proyectos de gran envergadura, como la Autoridad Metropolitana de Transporte (MTA) en la ciudad de Nueva York; Crossrail en el Reino Unido; y la Comisión de Tránsito de Toronto (TTC) en Toronto. También se avanzó en la consecución de hitos clave en otros proyectos importantes, incluida una importante mejora de la fiabilidad en servicio de los Ferrocarriles Federales Suizos (FFS y la homologación del programa informático multiunidades para LoTrain en el Reino Unido, lo que allanó el camino para la entrega de trenes en este proyecto y los posteriores contratos de Aventra en el Reino Unido.

Con sede en Montreal (Canadá), Bombardier tiene centros de producción e ingeniería en más de 25 países en los segmentos de la aviación comercial y el transporte. Las acciones de Bombardier se cotizan en la Bolsa de Valores de Toronto (BBD). En el año fiscal que finalizó el 31 de diciembre de 2019, Bombardier registró unos ingresos de 15.800 millones de dólares.

Nuevos trenes NGR de Bombardier en Australia

Bombardier Transportation y el gobierno de Queensland (Australia) han completado la puesta en funcionamiento de los nuevos trenes NGR (New Generation Rollingstock). Además del suministro de 75 vehículos nuevos, Bombardier llevará a cabo las labores de mantenimiento de toda la flota en su centro especializado de Wulkuraka, en la región de Queensland, durante los próximos 32 años.

Bombardier Transportation firmó en 2019 un contrato por 335,7 millones de dólares australianos con el Gobierno de Queensland para realizar modificaciones en los trenes NGR que se están introduciendo actualmente en la red ferroviaria del sudeste de Queensland. Bombardier lidera el consorcio Qtectic contratado para entregar el proyecto de la NGR y llevará a cabo el trabajo para mejorar los trenes de acuerdo con las especificaciones de diseño revisadas del gobierno con un socio de la industria. El equipo del proyecto central de la NGR dirigido por TMR, Queensland Rail y Bombardier Transportation trabajó en estrecha colaboración con el sector de la discapacidad para garantizar que los trenes mejorados satisfagan las necesidades de todos los habitantes de Queensland. La flota de trenes de Queensland será una de las más accesibles del país una vez que se completen las mejoras.

Los nuevos trenes disponen de WiFi a bordo, un circuito de televisión cerrado (CCTV) en todo el tren y espacios de accesibilidad mejorada, entre otras comodidades. Además, amplían su capacidad hasta las 964 personas.

“Nuestros eficientes coches de transporte han funcionado bien, proporcionando a los pasajeros de Queensland un viaje seguro y cómodo. Bombardier está proporcionando soluciones de movilidad a través de sus proyectos NGR y Gold Coast, ayudando al Gobierno de Queensland a cumplir sus programas de desarrollo económico y de transporte público. Este importante hito de la última entrega de trenes de la NGR en Queensland se logró gracias a la estrecha colaboración entre el Departamento de Transporte y Carreteras Principales (TMR) de Queensland, Queensland Rail, Bombardier y nuestros socios. Bombardier ha creado más de 2.000 puestos de trabajo locales en toda la industria y la cadena de suministro a lo largo de este proyecto”, explica Wendy McMillan, presidenta de Bombardier Transportation para el Sudeste de Asia y Australia.

Los trenes han sido rigurosamente probados y puestos en servicio según los más altos requerimientos del TMR y del Queensland Rail en el centro de mantenimiento de Wulkuraka. Además, han recorrido más de ocho millones de kilómetros en servicio y han realizado más de 150.000 viajes de pasajeros desde que los primeros trenes entraron en servicio en diciembre de 2017.

Bombardier, presente en Australia desde hace 70 años, se ha consolidado en el sector ferroviario local y da empleo a más de 1.000 personas. En este país, la empresa canadiense diseña, produce y mantiene material rodante; fabrica y suministra equipos de señalización, gestiona activos y ofrece soporte tanto a clientes como operadores nacionales