Archivo diario: mayo 22, 2010

Portugal reafirma su interés por conectar con el AVE

Portugal no quiere permancer aislado de Europa. Por eso mantiene su apuesta por la alta velocidad y su conexión con España, en un proyecto que considera “estratégico” y que supera los 3.000 millones de pesetas. El ministro de Obras Públicas de Portugal, Antonio Mendonca, ha ratificado con su homólogo español, José Blanco, los plazos de construcción del tren de alta velocidad entre las capitales de ambos países, previsto para 2013. Mendonca declaró a los periodistas que ha hablado con el ministro español de Fomento y éste le ha confirmado que “se mantienen todos los compromisos en relación con el eje de alta velocidad entre Lisboa y Madrid”.

Blanco se mostró muy impresionado por las noticias que circulaban en Portugal -a raíz de la decisión española de retrasar varios proyectos de alta velocidad por la crisis financiera- y dijo “que no tienen ningún fundamento”, indicó Mendonca. El ministro portugués informó además de que a primeros de junio Portugal, España y Francia se reunirán para pedir a la UE que considere especialmente prioritario el eje de alta velocidad entre las capitales de los tres países y se garantice la financiación comunitaria prevista.

Las declaraciones de Mendonca se produjeron mientras en el Parlamento se debatía una moción de censura por las duras medidas anticrisis adoptadas por el Gobierno socialista de José Sócrates. El primer ministro ratificó ante los diputados la construcción del tren de alta velocidad a Madrid y confió en que España no retrasará las obras.

El principal partido de la oposición, el Social Demócrata (PSD, centroderecha), volvió a pedir la suspensión de ese proyecto por la crisis económica que sufre Portugal y cuestionó que Lisboa siga adelante con él cuando en España se ha anunciado una suspensión temporal de las obras de alta velocidad. Pero Sócrates aseguró que Madrid “no ha desistido” y citó las declaraciones de un portavoz del Ministerio de Fomento español, que confirma el cumplimiento de los plazos del tren a Portugal.

El PSD argumentó que “no es cuestión de discutir la bondad o mérito (del proyecto) es más simple, Portugal no tiene dinero para hacerlo, no se puede endeudar al país”. Sin embargo, el primer ministro defendió el tren con España, cuyo coste supera los 3.000 millones de euros, como un proyecto “estratégico” que ayudará a que Portugal no esté aislado en la periferia de Europa.

El Gobierno luso ya ha firmado el contrato para construir el tramo más largo del nuevo ferrocarril, que va de las cercanías de Lisboa hasta la frontera con Badajoz, y debe sacar a concurso el acceso de la línea a la capital lusa, que incluye un nuevo puente sobre el estuario del Tajo.

(Imagen Mikel Ortega en Wikimedia Commons)