Archivo diario: enero 4, 2010

Un tren colisiona contra un hotel en el centro de Helsinki

Un nuevo accidente de tren en este comienzo de año. Pero éste es además muy singular. Un tren colisionó hoy contra un hotel situado en la principal estación ferroviaria de Helsinki, en pleno centro de la capital finlandesa, sin causar heridos graves, pero sí múltiples daños materiales, informó la televisión nacional YLE. Al parecer, el accidente se produjo después de que cuatro vagones de doble piso, en los que no había pasajeros pero sí tres empleados de la compañía ferroviaria, se soltaran del tren por razones que se desconocen y rodasen hacia la estación central a unos 20 ó 30 kilómetros por hora. Cuando los empleados intentaron detener el convoy, se dieron cuenta de que no funcionaban los frenos, por lo que decidieron desviarlo hacia el andén 13, uno de los más alejados, y avisaron a las personas que allí esperaban para que se marchasen del lugar.

Pese a llevar una velocidad moderada en el momento del impacto, los cuatro vagones, de unas 70 toneladas cada uno, colisionaron violentamente contra la barrera de hormigón al final de la vía, y uno de los coches se elevó por los aires hasta chocar contra el hotel Holiday Inn. El impacto destrozó una sala de conferencias del hotel, que se encontraba vacía en esos momentos, por lo que finalmente la única persona que resultó herida leve fue un revisor del tren que viajaba en uno de los vagones siniestrados.

Las autoridades investigan las razones del accidente, que causó cuantiosos daños materiales y provocó numerosos retrasos en el tráfico ferroviario.

Anuncios

La portuguesa Takargo se promociona

Excelente vídeo promocional de la operadora privada portuguesa Takargo, del grupo MOTA Engil. Una de sus catorce locomotoras Euro 4000 de Vossloh, con el rojo tan llamativo de la firma lusa, atraviesa distintos parajes de la geografía del país vecino arrastrando los contenedores de la compañía en busca de sus mercados originales.

Takargo Rail fue constituida a finales de 2006 y se convirtió en la primera empresa portuguesa privada en obtener la licencia de empresa ferroviaria. La actividad de Takargo forma parte de la estrategia de diversificación de Mota-Engil, grupo portugués con una facturación de 1.869 millones de euros en 2008 y una plantilla de más de 17.500 empleados en 18 países. El grupo Mota pilota varios puertos y plataformas logísticas en Portugal. Takargo Rail facturó 6,3 millones de euros en 2008.

Takargo Rail pertenece al grupo Portugués Mota Engil, especializado fundamentalmente en la concepción, construcción, mantenimiento y gestión de equipamientos e infraestructuras, y con actividad en los sectores de turismo, concesiones de transporte, ingeniería y construcción, medio ambiente y servicios e industria y energía. Recientemente, adquirió la constructora pontevedresa Construcciones Crespo y puja por hacerse con el control de otra constructora radicada en la misma provincia, Proinsa.

Mota-Engil es la mayor constructora de Portugal, y en 2007 obtuvo unos beneficios de 98 millones de euros, un 202,9 por ciento más que en el año anterior, mientras su cartera de pedidos aumentó un 29 por ciento y se situó en 1.900 millones de euros, en un ejercicio en el que finalizó el proceso de adquisición del Grupo Terminales de Portugal, tras una opa lanzada en 2006 la compañía de gestión portuaria, por unos 86 millones de euros.

La firma portuguesa también participa en diversos proyectos comerciales en nuestro país, por ejemplo en Rail Express Port junto a la española Comsa Rail Transport. La empresa comprome un plazo de 48 horas para hacer un transporte, puerta a puerta, con toda la gestión globalizada, desde un radio de cincuenta kilómetros en torno a Barcelona y, en destino, a todo el territorio continental portugués desde la terminal ferroviaria de Entroncamento.