Archivo de la etiqueta: megacontrato

Los fabricantes ferroviarios radicados en España abren este martes el megacontrato de Renfe

parque-trenes-ave-renfe5

Semana crucial para los fabricantes ferrovarios radicados en nuestro país. Las principales empresas del sector (CAF, Alstom, Siemens, Talgo y Bombardier) preparan esta semana la puja por hacerse con el contrato de suministro de treinta nuevos trenes de Alta Velocidad (AVE) y su posterior mantenimiento, un contrato que asciende a 2.642 millones de euros. Estas firmas presentarán este martes 22 las respectivas solicitudes para participar en el concurso público por el que Renfe contratará este pedido, el primero que lanza en España en la última década.

Los fabricantes de trenes se ‘precalificarán’ para este concurso a pesar de la incertidumbre que el cambio de Gobierno genera sobre la continuidad de este proceso de contratación, según indican fuentes del sector. Con la consecución de este ‘megacontrato’, las firmas con instalaciones en el país reforzarían la carga de trabajo de sus plantas con un pedido nacional, tras pasar años centradas en la exportación, en la producción de trenes y otros sistemas ferroviarios para otros países.

El contrato que Renfe sacó a concurso hace unas semanas abarca el suministro de manera inmediata de quince nuevos trenes AVE con capacidad para circular a 320 kilómetros por hora, y un pedido opcional de quince más que la operadora irá solicitando por lotes de cinco unidades en función de sus necesidades. La operadora podrá solicitar estos vehículos adicionales hasta 2020 y pedir que cuenten con rodadura desplazable, para que puedan así realizar trayectos que combinen la circulación por vías de Alta Velocidad y convencionales.

El calendario establecido por Renfe firja la adjudicación en mayo de 2016, con el fin de empezar a contar con los nuevos trenes a partir de 2018. La compañía prevé contratar todo el pedido con una sola oferta, que no obstante pueden presentar varias empresas aliadas en consorcio. Con la preclasificación, las empresas interesadas en el contrato comunican su voluntad de participar y presentan la documentación que acredita su capacidad para hacerse con el mismo. Una vez que Renfe evalúa estas peticiones y documentación, abrirá el periodo para que las firmas a las que invite a participar en el concurso presenten sus respectivas ofertas y modelos de trenes.

Renfe busca un tren capaz de circular a 320 kilómetros por hora y de transportar a un mínimo de 400 viajeros. Además, deberá contar con las instalaciones necesarias para ofrecer el servicio ‘wifi’ a bordo que la empresa está implementando en su actual parque. Con este suministro, la operadora pública pretende garantizarse un parque de trenes adecuada ante su previsión de que la demanda de viajeros de AVE se duplique en los próximos ejercicios.

Los fabricantes Talgo, CAF, Alstom, Siemens y Bombardier competirán por el pedido de Renfe

parque-trenes-ave-renfe5

Los fabricantes ferroviarios radicados en España (CAF, Alstom, Siemens, Talgo y Bombardier) han manifestado su disposición a competir por el suministro a Renfe de 32 nuevos trenes de Alta Velocidad y su posterior mantenimiento, un contrato que asciende a 2.642 millones de euros. Las compañías ratificaron su interés por este pedido, el primero que lanza en España en la última década, y que Renfe prevé sacar a concurso esta misma semana.

A la competición por este ‘megacontrato’ se podrían sumar otros fabricantes internacionales, dado que, aunque el concurso primará el hecho de fabricar parte del pedido en España, la producción local no será una condición imprescindible para participar. Con la consecución de este ‘megacontrato’, las firmas con instalaciones en el país reforzarían la carga de trabajo de sus plantas con un pedido nacional, tras pasar años centradas en la exportación, en la producción de trenes y otros sistemas ferroviarios para otros países.

El contrato que Renfe licita esta semana contempla el suministro de manera inmediata de 15 nuevos trenes AVE con capacidad para circular a 320 kilómetros por hora, y un pedido opcional de quince trenes más que la operadora irá solicitando por lotes de cinco unidades en función de sus necesidades. La compañía podrá solicitar estos vehículos adicionales hasta 2020 y pedir que cuenten con rodadura desplazable, para que puedan así realizar trayectos que combinen la circulación por vías de Alta Velocidad y convencionales.

El importe total del ‘megacontrato’ de 2.642 millones contempla el suministro de los treinta trenes y el coste de su posterior mantenimiento durante el periodo máximo de cuarenta años que contemplará el contrato.

Renfe prevé adjudicar todo el pedido a un sólo fabricante, previsiblemente en mayo de 2016, con el fin de empezar a contar con los nuevos trenes a partir de 2018. Una vez que esta semana se publiquen los pliegos de contrato, la empresa abrirá un plazo de preclasificación, en el que las empresas interesadas comunicarán su voluntad de participar y, posteriormente, se abrirá otro periodo para que las firmas ya clasificadas presenten sus respectivas ofertas y modelos de trenes.

Renfe busca un tren capaz de circular a 320 kilómetros por hora y de transportar a un mínimo de 400 viajeros. Además, deberá contar con las instalaciones necesarias para ofrecer el servicio ‘wifi’ a bordo que la empresa está implementando en su actual parque. Con este suministro, la operadora pública pretende contar con un parque de trenes adecuado ante su previsión de que la demanda de viajeros de AVE, que este año sumará unos 30 millones de viajeros, se doblará en los próximos ejercicios, en paralelo a la puesta en servicio de nuevas líneas. También quiere prepararse ante la competencia, ante la próxima apertura del mercado a otros operadores.

ACS y FCC se adjudican el megacontrato del Metro de Lima, una de las obras más relevantes del mundo

infografia-larepublica-metro-linea2-llima

Las constructoras españolas ACS y FCC, junto con las italianas Impregilo y AnsaldoBreda y la peruana Cosapi, se han adjudicado el megacontrato para la construcción y explotación de la línea 2 del Metro de Lima por 3.900 millones de euros, la mayor obra de Perú y una de las más relevantes del mundo. Al cambio actual, el contrato está valorado en unos 5.370 millones de dólares, por encima de los 3.118 millones de dólares de la licitación que el consorcio Grupos Unidos por el Canal (GUPC,) que lideran la española Sacyr e Impregilo, se adjudicó en junio de 2009 para construir el tercer juego de esclusas del Canal de Panamá.

El ministro peruano de Transportes y Comunicaciones, Carlos Paredes, ha asegurado que constituye hasta la fecha el proyecto de infraestructuras más importante que ha llevado a cabo el Gobierno peruano en un solo momento.

El plazo para la fase de construcción es de cinco años y la fase de explotación será de 30 años. Está previsto que en ese periodo la facturación ascienda a 2.400 millones, cifra que podrá verse incrementada, según han señalado fuentes del consorcio, participado al 25 % por el grupo ACS y al 19 % por FCC, el mismo porcentaje que Impregilo. La compañía Metro de Madrid también participa como asesor. Los trabajos emplearán a más de 3.000 personas y, una vez que entre en funcionamiento, la línea dará servicio a más de 600.000 personas cada día, que ahorrarán hasta 90 minutos en su recorrido.

Tras conocerse la adjudicación del contrato, el consejero delegado de FCC, Juan Béjar, ha señalado que este proyecto, que se suma a los logrados en Qatar y Riad, capital de Arabia Saudí, es un ejemplo de la nueva política de contratación que aplica la compañía, enfocada a proyectos singulares licitados en consorcios internacionales. Béjar ha explicado que el grupo sigue enfocado en lograr una cartera de proyectos con un criterio de rentabilidad y generación de caja.

La agencia de promoción de la inversión privada en Perú, Proinversión, dijo que el consorcio ha ofertado una aportación del Estado de 3.695 millones de dólares para la inversión en obras y material rodante, lo que significa un ahorro de 170 millones sobre el valor referencial y ha ofertado 108 millones por Retribución por Mantenimiento y Operación, un ahorro de 450 millones de dólares. Proinversión ha detallado que la inversión total en la Línea 2 del metro será de 5.658 millones de dólares, incluido el Impuesto General de Ventas (IGV).

La propuesta del Consorcio Nuevo Metro de Lima fue la única oferta que finalmente se presentó a una adjudicación que en un primer momento estaba prevista para el último trimestre de 2013. Inicialmente, entre las otras firmas que habían mostrado su interés por el contrato figuraba la constructora mexicana Ica y la brasileña Odebrecht, que junto con las compañías peruanas Graña y Montero, se adjudicaron anteriormente la infraestructura civil y electromecánica del tramo 2 de la Línea 1 del Metro limeño.

En el marco del proceso, el Colegio de Ingenieros de Lima transmitió una queja al Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC) denunciando que algunos ingenieros extranjeros que firmaron los planos de los estudios de la línea 2 no estaban habilitados para ello. Otros sectores empresariales habían expresado su oposición al proyecto por el coste de la obra y por la presentación de una única oferta.

El proyecto unirá Lima, desde Ate, con El Callao, en un recorrido subterráneo de 35 kilómetros que incluirá el ramal al aeropuerto internacional Jorge Chávez (AIJC). La puja por el contrato abarca una línea de metro subterráneo y un ramal de 8 kilómetros correspondiente a la Avenida Faucett desde la Avenida Benavides (Colonial) hasta la Avenida Gambetta. También contempla la construcción de 35 estaciones que permitirán atender a 2,4 millones de usuarios que viven o trabajan en el área de influencia del proyecto.

Los integrantes del Consorcio Nuevo Metro de Lima gestionan más de cien concesiones de transporte por todo el mundo y entre los contratos internacionales adjudicados destacan los metros de Nueva York, Toronto, Panamá, Londres, Copenhague, Roma, Milán, Buenos Aires, Riad o Doha, entre otros.

(Infografía La República)