Archivo diario: septiembre 18, 2012

Fomento convoca hoy a los sindicatos para negociar el proceso de liberalización del ferrocarril

El Ministerio de Fomento se reunirá hoy martes con los secretarios generales de todos los sindicatos con representación en el sector ferroviario (CC.OO., UGT, CGT, Semaf, Sindicato de Circulación y Sindicato Ferroviario. Con esta reunión, el departamento que dirige Ana Pastor busca retomar la negociación con los sindicatos sobre el proceso de liberalización abierto en el transporte en tren. El encuentro, previsto para las 13.00 horas, tendrá lugar después de que este lunes tuviera lugar la segunda jornada de huelga general en el sector. El paro fue secundado por un 22,68% de los trabajadores, según Fomento, si bien los sindicatos elevan este porcentaje hasta el 90%.

El secretario de Estado de Infraestructuras del Ministerio de Fomento, Rafael Catalá, indica que con la liberalización, el Gobierno busca “modernizar y mejorar el servicio ferroviario y consolidar Renfe como operador público principal”, si bien no descartó que puede conllevar excedentes de personal en el ferrocarril. De su lado, los sindicatos rechazan este proceso y la segregación de las empresas públicas Renfe y Adif, por considerar que puede suponer la antesala de una privatización, y abogan por el mantenimiento de un ferrocarril público, de calidad e integrado.

En virtud del plan de liberalización, aprobado el pasado mes de julio, el Gobierno abrirá a la competencia el transporte de viajeros en tren en julio de 2013. Además, para adaptar las compañías ferroviarias públicas a esta nueva situación de mercado, Renfe se segregará en cuatro empresas y Feve desaparecerá antes de que acabe el año y sus activos y negocios se repartirán entre Adif y Renfe. El sector ferroviario público español emplea actualmente un total de 28.929 empleados, repartidos en Adif (13.224), Renfe (13.848) y Feve (1.857).

Fuentes del Ministerio y de los sindicatos coincidieron en asegurar que durante la jornada de huelga se cumplieron “estrictamente los servicios mínimos”, si bien los sindicatos los consideraron “abusivos”. Estos servicios esenciales fijados por Fomento garantizaron la circulación de casi tres de cada cuatro (el 73%) trenes AVE y Larga Distancia, hasta el 75% de los de Cercanías en hora punta y el 65% de los trenes regionales.

Los sindicatos y el Ministerio coincidieron en que el paro se desarrolló con “normalidad”, salvo las “aglomeraciones” a primera hora de la mañana, sobre todo en ciudades como Madrid y Barcelona, en las que también estaban convocados paros en el transporte urbano, y salvo “incidentes puntuales”. Entre estos incidentes, figura la detención de tres miembros de sindicatos (de CGT y UGT) a primera hora de la mañana durante una concentración en la estación de Madrid-Atocha. A última hora de la tarde, los tres quedaron en libertad con cargos de atentado contra la autoridad y desobediencia, según informaron en fuentes de UGT.