Archivo de la etiqueta: filiales

Las cuentas de Renfe para 2016 llevan a su presidente a prometer beneficios por primera vez

parque-trenes-renfe-ave

El presidente de Renfe, Pablo Vázquez, lo ve claro. El objetivo de la operadora en 2016 es obtener un resultado positivo basado en un crecimiento sostenible que permita su competitividad y viabilidad futuras. Esta es la línea que marca el cierre esperado de 2015, un 50% mejor que el resultado recogido en los presupuestos de 2015 (-190 millones de euros).

La hipótesis con la que se trabaja en Renfe es de crecimiento de la demanda en el transporte de viajeros. Esto la sitúa en un aumento del 2,2%, mientras que los servicios comerciales (AVE, Alvia, Euromed, etc.) alcanzarán un 10,5% el próximo año, de acuerdo con la senda iniciada en 2011 y que podría situar la evolución a finales de 2016 cerca del 45% (43,9%). La próxima apertura de nuevas infraestructuras que extenderán los beneficios de la alta velocidad ferroviaria a muchos lugares del norte, sur y este de España tiene especial relevancia en la apuesta de Renfe por los servicios comerciales, según explica Vázquez.

Renfe Operadora prevé un resultado positivo de 4,9 millones de euros en 2016 y consolidar la sostenibilidad de sus cuentas tras un cierre esperado del presente ejercicio que mejora en un 50% el presupuestado. En la presentación del presupuesto de Renfe para 2016 Pablo Vázquez incide en la línea de saneamiento, rentabilidad y calidad que persigue la compañía y que incluye un partida inversora de 472 millones de euros para el próximo año centrada en los servicios de Cercanías, la modernización del material rodante y la seguridad en la circulación.

Los ingresos en 2016 se situarán en 3.490 millones de euros; los gastos de explotación, en 3.107 millones, Saldo positivo, que permitirá alcanzar un EBITDA (resultado bruto de explotación) de 383 millones de euros, un 42,7% mejor que el previsto para el cierre del presente ejercicio. De este modo se espera dar continuidad a la mejora del EBITDA, que se situará al cierre de 2015 en un 25% mejor respecto al año anterior.

La partida más importante de los gastos de explotación en 2016 corresponderá a los cánones ferroviarios hasta una previsión de 674 millones de euros (22%). Esta partida, que ha crecido un 83% desde 2011, empieza a ser absorbida progresivamente en los últimos ejercicios de la empresa.

Las inversiones del próximo año se situarán en los 472 millones de euros, mientras que el proyecto de presupuesto incluye una solicitud máxima de incremento de endeudamiento de 220 millones después de una disminución neta de la deuda del 11% desde finales de 2011 y que prevé situarse al cierre de 2015 en 4.668 millones de euros.

La previsión para cada una de las sociedades que forman el Grupo Renfe pasa por una mejora de su resultado en 2016. Renfe Viajeros, la sociedad operadora de transporte de viajeros en servicios públicos y comerciales, prevé aumentar sus ingresos un 7,9%, hasta los 2.919 millones de euros, de los cuales 2.184 millones corresponderán a venta de títulos de transporte (un 8,2% más) y 657 millones en concepto de compensación por obligaciones de servicio público (servicios de Cercanías y Media Distancia).

El presidente de Renfe asegura que la compañía espera consolidar el importante incremento de viajeros en estos servicios durante los dos últimos años gracias al plan comercial y las medidas impulsadas por el Ministerio de Fomento, centradas en una gama dinámica de tarifas y un mejor aprovechamiento de los trenes que cubren la oferta de Alta Velocidad-Larga Distancia.

Los gastos de explotación de Renfe Viajeros se situarán según las previsiones en 2.601 millones de euros, un 6% más que en 2015. Destaca la partida de cánones ferroviarios con destino a Adif (Administrador de Infraestructuras Ferroviarias) por importe de 669 millones de euros. Con todo, el resultado previsto para Renfe Viajeros en 2016 es de 21,4 millones de euros, lo que su supone una mejora en 75 millones de la previsión de cierre de 2015.

En cuanto a las inversiones de Renfe Viajeros, se espera que alcancen los 372 millones de euros, de los que 110,8 estará destinados a mejorar andenes, accesibilidad, mobiliario y sistemas de información en más de cien estaciones de Cercanías, en coordinación con el Ministerio de Fomento y ADIF. Se prevén también actuaciones en materia de seguridad y accesibilidad sobre el material rodante actual del parque de Renfe por importe de 103 millones de euros.

Renfe Mercancías
, la sociedad operadora de servicios logísticos, prevé alcanzar unos ingresos de 291 millones de euros en 2016 y mejorar su resultado en casi 36 millones (un 78%) para situarse en -10 millones de euros. Renfe mantiene una línea de saneamiento del negocio con la reordenación de tráficos rentables y la racionalización de sus recursos productivos dentro de la cadena logística. Está prevista una inversión de 8,3 millones destinada a la modernización de locomotoras y vagones para atender nuevas necesidades de tracción y optimizar los costes de mantenimiento.

La sociedad industrial del Grupo Renfe prevé que Renfe Fabricación y Mantenimiento alcance unos ingresos de 725 millones de euros en 2016 y su resultado se sitúe en el entorno de los -8 millones de euros, aunque con un EBITDA positivo de 21,7 millones después de una mejora de un 140% sobre 2015. Encargada del mantenimiento integral del parque móvil de Renfe, la sociedad contará con el nuevo taller de mantenimiento de Valladolid, uno de los mayores y más avanzados de Europa y que se convertirá en referente nacional en la reparación de componentes. En sus instalaciones, de 182.394 metros cuadrados, podrán realizarse intervenciones de primer y segundo nivel, así como transformaciones y fabricación de vehículos.

La sociedad Renfe Alquiler de Material Ferroviario tendrá ligada su actividad en 2016 al calendario con el que finalmente se produzca la entrada del posible nuevo operador ferroviario, según el proceso liderado por el Ministerio de Fomento. La sociedad dispone de material rodante para servicios de mercancías y viajeros a disposición del mercado y espera alcanzar una cifra de ingresos de 21,8 millones de euros y un EBITDA de 12,4 millones en 2016.

Anuncios

Renfe recorta un 28% sus ‘números rojos’, dispara un 61% su Ebitda, pero aún pierde 70 millones

Renfe-Operadora-filiales

Mejoras del balance. Renfe registra una pérdida neta de 69,9 millones de euros al cierre de los cuatro primeros meses del año, con lo que recorta en un 28,7% los ‘números rojos’ contabilizados un año antes, gracias al aumento de los ingresos, la contención de los gastos y la reducción de los costes financieros. El beneficio bruto de explotación (Ebitda) de la operadora pública se disparó un 61,1% entre los pasados meses de enero y abril, hasta sumar 57 millones de euros.

Los ingresos de la compañía crecieron un 3%, impulsados por el incremento del 5,2% que se anotaron los del AVE y la Larga Distancia, que generaron 398 millones de euros. Las cuatro sociedades filiales en las que actualmente se estructura Renfe logran disminuir sus pérdidas y mejorar su Ebitda en el primer cuatrimestre del año.

Estos resultados están en línea con el objetivo de la compañía ferroviaria de superar los ‘números rojos’ para equilibrar sus cuentas y empezar a generar beneficios en el horizonte de 2016. Con este fin, la operadora ha puesto en marcha un plan, denominado ‘+Renfe’, que incluye un amplio conjunto de medidas orientadas al aumento de la rentabilidad de la empresa y la mejora de la calidad del servicio.

Renfe logra contener (+0,7%) sus gastos generales, al concluir las dotaciones para atender al ERE voluntario y universal aplicado en 2014. Ello compensa parte del aumento del canon que paga a Adif y de la aportación de la empresa al proyecto del AVE a La Meca. En los cuatro primeros meses la operadora pagó 210,63 millones de euros a Adif por el uso de las vías de tren, las estaciones y otras infraestructuras ferroviarias. Este importe es un 1,6% superior al del pasado año y equivale a casi la cuarta parte (el 23%) de los gastos totales de la empresa. Renfe destinó 14,9 millones de euros al proyecto del denominado ‘AVE del Desierto’, el triple que el año anterior.

En el capítulo financiero, al cierre del pasado mes de abril, la compañía soportaba un endeudamiento neto de 4.756 millones de euros, que arroja una reducción del 1% en comparación a la conclusión del 2014. La satisfacción abarca a todas las áreas de negocio de la operadora. Las cuatro sociedades filiales en las que actualmente se estructura Renfe logran disminuir sus pérdidas y mejorar su Ebitda en el primer cuatrimestre del año.

Renfe Viajeros reduce un 29,7% sus ‘números rojos’, hasta los 45,4 millones de euros y eleva un 24,4% su beneficio bruto, que se sitúa en 56,2 millones. Además de los casi 400 millones facturados por el transporte de viajeros en AVE y Larga Distancia, la compañía ingresa otros 233,7 millones por los servicios públicos (Cercanías y Regionales).

Renfe Mercancías ingresa 83,1 millones de euros, un 1,1% menos, pero logra recortar un 8% sus gastos, con lo que sus pérdidas descienden un 33%, hasta 15 millones.

La rama industrial Renfe Fabricación y Mantenimiento, contrajo un 20% su pérdida en el periodo, hasta 7,52 millones, tras duplicar sus ingresos, mientras la nueva filial de alquiler de trenes facturó 5,5 millones de euros.

Renfe comercializará el transporte de mercancías a través de cuatro nuevas filiales desde junio

Apuesta firme y decidida por el tráfico de mercancías. Renfe va a constituir en junio cuatro filiales para comercializar el transporte de mercancías, que en principio serán de capital público en su totalidad aunque posteriormente se permitiría la entrada de capital privado. Las cuatro filiales, unidades de negocio, van a estar formadas por una intermodal, otra dedicada a los automóviles, una tercera para la siderurgia, y la última de multiproducto.

No es la primera vez que se comunica la apuesta. Nunca es tarde, aunque se ha perdido un tiempo precioso y quiá decisivo. Pero la intención del Ejetuvo parece clara. El ministro de Fomento, que acaba de comparecer ante l Congreso, explica que en una primera fase estas filiales de la operadora ferroviaria serán totalmente públicas, pero posteriormente estarán abiertas a la entrada de capital privado. Y según ha destacado “ya hay empresas que han mostrado su interés en participar”.

La entrada de estos nuevos operadores de mercancías va a permitir pasar de la actual cuota de un transporte del 4%, a cerca de un 10% en 2020, según el ministro, consiguiendo así reducir en casi un 70% el coste energético de cada tonelada transportada. Esto supone, según los cáluclos realizados por Fomento, un ahorro anual de más de 160 millones de euros dentro del conjunto del transporte terrestre, y evitar, además, el lanzamiento a la atmósfera unas 525.000 toneladas de CO2. Otro de los grandes objetivos del Ejecutivo español.

Para conseguir una mejor competitividad de este tipo de transporte ferroviario, Blanco dijo que se están firmando convenios con los principales sectores productivos del país. Así, recordó que la semana pasada se firmó un protocolo de colaboración con la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones, que va a permitir que en 2020, uno de cada dos vehículos fabricados en España sea transportado por ferrocarril.

El ministro también anunció que en las próximas semanas Fomento va a firmar otro protocolo con la asociación que representa a la industria Petro-Química del país.

Además, a juicio de Blanco, el denominado Plan de Impulso al Transporte Ferroviario de Mercancías va a potenciar y reforzar la actividad de los puertos con el tráfico intermodal, y apuntó como ejemplo la cadena de transporte que se está llevando a cabo con la Autopista del Mar entre Gijón y Nantes. Esta autopista, que fue puesta en servicio el pasado mes de septiembre, ha sido empleada por más de 7.000 vehículos.

Blanco también aludió a la eficiencia energética que tiene el tren como medio de transporte de pasajeros, y se refirió a la alta velocidad, indicando que es 5 o 6 veces más eficiente que el automóvil o el avión.

El ministro puso de ejemplo que tras la entrada de la alta velocidad del corredor de Levante (Madrid-Cuenca-Albacete, y Madrid-Valencia), se ahorran más de 120.000 toneladas de CO2 al año, lo que equivale al consumo doméstico eléctrico de una ciudad de 400.000 habitantes.

El impulso del ferrocarril en todas sus vertientes, AVE, Cercanías y Mercancías, va a permitir un ahorro energético de 8.600 millones de euros. Apuesta decidida y entusiasta por las mercancías a través de los corredores ferroviarios.

(Imagen Avelino Gómez)