Archivo diario: febrero 9, 2009

ETA hace estallar un coche bomba frente a la sede de Ferrovial

ExplotacochebombaenMadrid (AFP)

Un coche bomba colocado por ETA ha hecho explosión poco antes de las nueve de la mañana en el recinto ferial del IFEMA madrileño. La explosión se ha producido después de que a las ocho de la mañana un comunicante que dijo hablar en nombre de ETA avisara a la Cruz Roja y a los bomberos de Madrid de la colocación del coche bomba.

Los servicios policiales han localizado el vehículo sospechoso y han establecido un cordón de seguridad, pero no han tenido tiempo de proceder a su desactivación. El coche bomba fue colocado frente a la sede de Ferrovial, empresa que participa en las obras del Tren de Alta Velocidad en el País Vasco.
La empresa Ferrovial fue objeto de un atentado en 1991 que costó la vida a uno de sus directivos. El motivo alegado por los terroristas fue la participación de la constructora en las obras de la autovía del Leizarán, entre Navarra y Guipúzcoa.

El atentado tuvo lugar el 4 de marzo de 1991, en las oficinas de Ferrovial de Valencia. Dos miembros de ETA, uno de ellos José Luis Urrusolo Sistiaga, penetraron en la sede de la constructora y obligaron a los empleados a tumbarse en el suelo mientras preguntaban por el ingeniero José Edmundo Casañ. subdelegado de la compañía en Valencia. Cuando lo localizaron, dispararon contra el directivo causándole la muerte.

ETA justificó el crimen por la participación de Ferrovial en las obras de la autovía del Leizaran, a pesar de que la compañía negó que estuviera vinculada a ese proyecto.
La Audiencia Nacional condenó a Urrusolo Sistiaga a 45 años de cárcel por el asesinato.

La empresa Ferrovial es adjudicataria de uno de los tramos de la “Y” ferroviaria vasca comprendido entre la localidad alavesa de Legutiano y la guipuzcoana de Eskoriatza. Las empresas que intervienen en este proyecto han sido amenazadas por la organización terrorista.