Archivo de la etiqueta: ministro

Nueva decepción para las víctimas del Alvia

recuerdos-accidente-angrois-navidad

Más decepciones. Tampoco a la tercera. El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, mantiene la misma línea que sus antecesores y se niega a cumplir con las demandas de las víctimas del accidente de Angrois. Representantes de esta asociación le entregaron un escrito en el que solicitan la creación de dos comisiones sobre el accidente, una formada por técnicos para aclarar sus causas, y otra de investigación parlamentaria, donde se depuraran posibles responsabilidades políticas. Dos peticiones que el propio Íñigo de la Serna hizo suyas y solicitó al Gobierno que cumpliera el pasado 29 de julio, cuando era alcalde de Santander y que ahora no asume.

«Ha sido una decepción total, una hipocresía más, una utilización de las víctimas cuando era alcalde y ahora que es ministro donde dijo digo dice Diego», dice Jesús Domínguez, presidente de la plataforma de las víctimas del tren de Santiago.«No va a hacer absolutamente nada, ni va a pedir públicamente que se cree la comisión de investigación parlamentaria ni tampoco la técnica, para él todo está correcto», añade.

La asociación se muestra “atónita” ante el rechazo por parte del ministro de Fomento de crear una comisión técnica independiente del accidente ferroviario de Santiago de Compostela, que se saldó con 80 muertos y más de 140 heridos, y otra de investigación parlamentaria. La asociación se ha reunido en la tarde del jueves con De la Serna en la sede del Ministerio, después de meses solicitando este encuentro.

Al término de la reunión, Domínguez explica que De la Serna ahora dice que no va a pedir públicamente la creación de la comisión de investigación parlamentaria ni tampoco va a crear la comisión técnica. “Es una tomadura de pelo más”, dice Domínguez que considera que personajes como él “no pueden ser ministros de nada porque representan a todos los ciudadanos y lo que pedimos es algo muy transparente y democrático”.

En su opinión, es “una auténtica vergüenza, una vergüenza nacional, que encima utilicen el dolor de las víctimas y de la gente que perdió a los hijos, a los hermanos y a los padres” en el descarrilamiento del tren Alvia en una curva del barrio de Angrois en las afueras de la capital gallega ocurrido el 24 de julio de 2013.

La portavoz de la asociación, Teresa Gómez Limón, añade que De la Serna es “mucho peor” que la anterior ministra de Fomento (Ana Pastor), quien dijo no desde principio, mientras que el actual titular “ha tenido la desfachatez, la hipocresía y el cinismo de pedirlo cuando era alcalde de Santander porque nunca pensó que iba a ser ministro”. Según Gómez, el ministro dice ahora que cuando lo pidió no sabía que ya se había solicitado una comisión en el Congreso y se había dicho que no y “como ya han dicho que no, pues es que no”.

Vamos a seguir luchando porque tenemos la verdad de nuestra parte porque Europa nos ha dado la razón y el 24 de enero estaremos en Bruselas, defendiendo las dos denuncias que pusimos por el incumplimiento de la seguridad ferroviaria, la normativa y por publicidad engañosa”, añade la portavoz. “Lamentablemente, tenemos que ir al extranjero para encontrar objetividad y profesionalidad”, concluye.

Una larga lista pendiente en Fomento

ministro-fomento-exalcalde-santander

El nombramiento del nuevo ministro de Fomento ha provocado una reacción en cascada en casi todas las comunidades autonómas. Quien más quien menos tiene asuntos pendientes con una de las carteras más demandadas de todo el Gobierno de Rajoy. La lista es inmensa. Y todo el mundo se afana en mantener cuanto antes una cita con el ministro para recordarle los asuntos que sus antecesores no supieron o no pudieron resolver.

El ministro de Fomento y exalcalde de Santander, Iñigo de la Serna, asegura que ya ha comenzado a analizar la “larga lista” de asuntos “pendientes” y otros “urgentes” que tiene que abordar en su departamento después de los más de 300 días en que ha estado el Gobierno en funciones. Tras apenas dos días en su nuevo cargo y en un acto en Santander en el que se ha despedido de sus compañeros del Ayuntamiento, Iñigo de la Serna pide “paciencia” a todos los que reclaman un “contacto inmediato” porque, aunque entiende esas peticiones tras un “periodo tan largo” del Gobierno en funciones, “necesita tiempo tomar conocimiento” de todos los asuntos.

“Para mí es un cambio profundo y voy a intentar que este periodo de cambio y transición dure muy poquito y no altere las necesidades urgentes, que créanme que son muchas”, dice De la Serna que, preguntado por esas tareas urgentes del Ministerio, asegura que es “una lista muy larga” pero declina hablar de su contenido.

Tras reiterar su agradecimiento al presidente, Mariano Rajoy, por haber confiado en él para esta “responsabilidad”, asegura que va a “hacer las cosas lo mejor posible pensando en el interés general de España”, al tiempo que explica que su principal objetivo es “garantizar la cohesión territorial“. En este punto, el ministro manifiesta que entiende la “ansiedad” por que hable de los proyectos que el departamento tiene comprometidos en Cantabria como el tren de altas prestaciones Santander-Madrid o la mejora del Desfiladero de la Hermida.

De la Serna indica que va a ser “prudente” y se referirá a ellos cuando tenga “certeza” de cada uno de los proyectos, para lo que pasará algún tiempo porque aún tiene que “aterrizar” en el Ministerio. “Trataré de hablar de ellas en el menor tiempo posible porque no es sencillo hacerlo sin tener conocimiento en profundidad”, apunta el nuevo ministro, al tiempo que afirma que dedicará “todas las horas del mundo” para hacer las “cosas en el menor tiempo posible“.

De la Serna llega a Fomento con conocimiento de los retos que presentan los distintos territorios del país, ya que durante tres años (entre 2012 y 2015) presidió la Federación de Municipios y Provincias (FEMP), entidad de la que actualmente es vicepresidente y de la que le arrebataron la presidencia en el último momento en 2015. El hecho de que el ministro sea ingeniero de formación también genera amplias expectativas entre las comunidades y en el propio departamento. ¿Cuál será el primer paso y hacia dónde?

El Gobierno argentino sospecha que el choque de trenes ocurrido el domingo es un sabotaje político

accidente-tren-Temperley-argentina

“Hay una mafia en el gremio ferroviario”. El gobierno de Cristina Kirchner sospecha que detrás del choque ocurrido el domingo en la estación Temperley está el sabotaje político. El incidente, con un saldo de 40 heridos leves, se produjo sobre las 21.30 horas en la estación Temperley, cuando una formación de pasajeros embistió a una locomotora en la línea Roca, que une la capital federal con la poblada periferia sur de Buenos Aires. “No tenga ninguna duda”, respondió Florencio Randazzo al ser consultado sobre si pensaba que se trataba de un sabotaje. El ministro de Interior y Transporte es precandidato a la presidencia, de cara a las elecciones generales del 25 de octubre.

También fue contundente el jefe del gabinete, Aníbal Fernández, que atribuyó el accidente en su habitual rueda de prensa matutina a una “mafia” dentro del gremio ferroviario. “Acá hay situaciones que conspiran precisamente contra un gobierno que ha trabajado fuertemente en el cambio de los servicios ferroviarios y del material rodante para el beneficio de los ciudadanos”, dijo Fernández.

El choque se produce además en vísperas de un paro de transportes que comenzó esta medianoche pasadas, y que se prevé mantener durante 24 horas, convocado por sindicatos opositores que reclaman mejoras salariales. El paro es el quinto de su tipo durante el gobierno de Cristina Kirchner, que finaliza en diciembre su segundo mandato. El choque dejó 40 heridos leves. El de mayor consideración fue un policía que sufrió fractura de cadera. “Pudo haber sido un desastre, una tragedia“, advirtió el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández.

Randazzo cree que su precandidatura a presidente del Frente para la Victoria (FPV, oficialismo) es el detonante de este sabotaje. “No creo en brujas, pero que las hay, las hay”, apuntó en una rueda de prensa en la que presentó pruebas fotográficas y de audio con advertencias al maquinista para detener la marcha cuando se aproximaba a la luz roja. Según el gobierno, el maquinista hizo caso omiso de las señales en rojo y de las indicaciones de la torre de control que le ordenaban detenerse. Randazzo afirmó que tanto el conductor como su ayudante habían pasado el examen psicofísico de rigor y el de alcolhemia que se les realiza antes de tomar el turno de trabajo.

Se da la casualidad de que el ministro de Interior y Transporte debía presentar este lunes la puesta en funcionamiento de nuevos vagones en el marco de un plan de renovación de 300 coches en la estación de Temperley. “No creo en las casualidades. Hagan lo que hagan, no van a poder parar este proceso de transformación”, advirtió Randazzo. El ministro compite con el gobernador de Buenos Aires, Daniel Scioli, como precandidato a presidente por el oficialismo, candidatura que se definirá el 9 de agosto en las primarias abiertas nacionales.

El jefe de ministros sostiene que hay “una mafia detrás de todo este tema, donde son más empresarios que sindicalistas en algunos casos, que trabajan específicamente para su propio beneficio”. Los servicios ferroviarios reestatizados por el gobierno de Cristina Kirchner en 2013, denominados Mitre, San Martín, Roca y Belgrano Sur transportan un promedio de 22 millones de personas al mes.

El peor accidente de la última década se produjo en febrero de 2012 cuando un tren colmado se estrelló contra las toperas de la estación terminal Once (oeste), con saldo de 52 muertos y unos 700 heridos. La llamada Tragedia de Once y otros accidentes menores con víctimas persuadieron al gobierno de renovar todo el parque ferroviario y reestatizarlo luego de las privatizaciones masivas de la década de los años 1990.