Archivo de la etiqueta: desarrollo

Definen las reglas para el tren bioceánico

Los gobiernos de Bolivia, Brasil, Paraguay y Perú acordaron en Lima el reglamento del grupo operativo bioceánico (GOB), integrado por los cuatro países, para fomentar la construcción del tren bioceánico, desde Sao Paulo (Brasil) hasta Ilo (Perú), que atraviese los cuatro países. El reglamento interno del GOB fue suscrito por los ministerios de Transportes y Comunicaciones (MTC) del Perú; de Obras Públicas, Servicios y Vivienda de Bolivia; de Transportes, Puertos y Aviación Civil de Brasil; y el Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones de Paraguay, informó la parte peruana en un comunicado. En la reunión participó el ministro peruano Edmer Trujillo, y su homólogo boliviano, Milton Claros, así como funcionarios de Brasil y Paraguay.

Con 3.800 kilómetros de longitud, el Corredor Ferroviario Biocéanico es el mayor proyecto de infraestructura de Latinoamérica, cuya inversión para construirlo requeriría no menos de 10.000 millones de dólares. Esta ambiciosa megaobra permitirá vincular directamente el oeste y el este de América del Sur, lo que propiciará una reducción de costos y tiempos de exportación, contribuyendo al potenciamiento de los mercados. Una obra que contará con financiamiento de organismos como el Banco Interamericano de Desarrollo y la CAF.

El futuro ferrocarril internacional, que en su tramo principal Santos-Ilo sería de unos 3.800 kilómetros, prevé que en Brasil serán rehabilitados unos 1.900 kilómetros de vía; en Bolivia deben ser rehabilitados o construidos unos 1.500 kilómetros, y en Perú se prevé la construcción de los restantes 400 kilómetros. Está prevista también la construcción de un ramal entre Paraguay y Bolivia, de longitud no divulgada aún, en tanto que Uruguay se conectaría al corredor por vía fluvial.

El acuerdo definió siete puntos, entre ellos la consolidación del consejo supervisor y del comité ejecutivo del GOB, cuya función será elaborar los términos de referencia para los estudios integrales del proyecto. Los representantes peruanos informaron del estudio de factibilidad desarrollado hasta la fecha, en el que no solo se define los trazos en territorio peruano, sino también la evaluación económica del proyecto y las necesidades portuarias para atender la carga proyectada. En este documento también se establece que existe la suficiente carga que haría viable la implementación del proyecto, lo que garantizaría su operación sostenible.

Los participantes en la reunión presentaron un borrador de memorándum multilateral para lograr una articulación efectiva, así como establecer un marco común a suscribirse en la siguiente reunión del grupo, prevista en Paraguay. “Estamos seriamente comprometidos con el Corredor Ferroviario Bioceánico como Estado. Tenemos el compromiso de trabajar en conjunto para avanzar y hacer realidad este proyecto tan importante, que nos integra y conduce al desarrollo a todos nuestros países”, destacó el ministro peruano Trujillo.

En el encuentro también participaron los embajadores de Suiza, Paraguay, Alemania, Bolivia y Brasil, así como la directora general de América del Ministerio de Relaciones Exteriores de Perú, Elizabeth Astete, y el jefe de la sección Económica y Comercial de la embajada de la Unión Europea (UE) en el Perú, Mauro Mariani. También el representante del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) Masoni Yamamori y el representante del Banco de Desarrollo de América Latina (CAF) Ángel Cárdenas.

El Congreso podría reconocer el carácter estatégico de los proyectos de alta velocidad

tunel-ave-obras-malaga

El PP quiere que el Pleno del Congreso reconozca que los proyectos de alta velocidad que ya están planificados son “estratégicos” para el país y que, por eso, hay que seguir trabajando para que entren en funcionamiento lo antes posible según la disponibilidad presupuestaria. Así consta en una proposición no de ley, en la que los ‘populares’ recuerdan que la mejora de las infraestructuras de transporte ha sido un “interés compartido por todos los gobiernos de la democracia” y que ha posibilitado la cohesión territorial y la mejora de la competitividad.

El Goobierno asegura que un eje fundamental de esta apuesta de país ha sido la alta velocidad, a la que se han dedicado muchos recursos en las últimas décadas y que cada día llega a más pasajeros. Además, el desarrollo de este tipo de ferrocarril ha repercutido positivamente en la I+D+i industrial y tecnológico y ha abierto nuevos mercados a las empresas españolas.

Por eso, y ante las críticas de algunas formaciones políticas a la ejecución de inversiones en alta velocidad por todo el país, el PP pretende que la Cámara Baja manifieste la “necesidad de reconocer que las actuaciones planificadas en materia de alta velocidad ferroviaria tienen carácter estratégico para España, por lo que se debe seguir trabajando para su puesta en servicio a la mayor brevedad posible, de acuerdo con las disponibilidades presupuestarias”.

“En la actualidad, la alta velocidad ferroviaria es un medio de transporte moderno, competitivo y, para unas distancias como las españolas, constituye una alternativa al transporte aéreo. Además, es mucho más respetuosa con el medio ambiente -argumenta el PP-. Otro beneficio añadido, máxime en estos momentos, es que el AVE reactiva la obra civil“. El partido que lidera Rajoy asegura que “la inversión en infraestructuras de transporte genera efectos sobre el crecimiento económico y el empleo, pudiéndose distinguir dos tipos de efectos sobre la economía: a corto plazo, a través de la actividad constructora; a largo plazo, mediante la influencia de la infraestructura sobre la capacidad productiva de la economía y el subsiguiente efecto sobre la competitividad, riqueza y empleo“.

Y el PP quiere que el Congreso reconozca “el carácter estratégico” de las inversiones en alta velocidad y que se inste al Gobierno a “mantener el nivel de inversión necesario para culminar a la mayor brevedad posible las conexiones ferroviarias de alta velocidad ya planificadas, de manera que se impulse la cohesión territorial, se active el crecimiento económico y se genere empleo”.

China pretende construir una segunda línea de ferrocarril que mejore las conexiones del Tíbet

Qingzang-ferrocarril-tibet-china

China construirá una segunda línea de ferrocarril que conecte la remota región del Tíbet -y tan conflictiva para el gigante asiático- con otras partes del país. El Gobierno ha anunciado este sábado que esta nueva línea enlazará la capital tibetana, Lhasa, con la ciudad de Chengdu, en el suroeste del país. “Esperamos que la línea de ferrocarril se complete lo antes posible. Dará un nuevo impulso a nuestro desarrollo, especialmente al turismo”, asegura Wangdui, alcalde de la ciudad tibetana de Nyingchi, por donde pasará el tren.

La nueva línea de tren se ha anunciado en el borrador del nuevo Plan de Desarrollo Quinquenal de China durante la apertura de la reunión anual del Parlamento, y difundido por la agencia estatal de noticias china ‘Xinhua’, aunque no dio más detalles al respecto. Con la nueva línea, ir desde Lhasa hasta la ciudad de Chengdu supondrá un trayecto de unas 15 horas.

El Tíbet es una región extremadamente sensible, no sólo por la continua oposición por parte de los tibetanos hacia el control del régimen chino, sino también por su ubicación estratégica, cercana a las vecinas India, Nepal y Birmania. En 2006, China inauguró una línea ferrocarril desde Lhasa, que pasa por las espectaculares montañas del Tíbet, alcanzando alturas de hasta 5.000 metros por encima del nivel del mar. Los críticos de esta operación, entre los que se encuentran tanto tibetanos en el exilio como grupos en defensa de los Derechos Humanos, denuncian que se ha estimulado un flujo de migrantes a largo plazo que amenaza la integridad cultural de los tibetanos, que se sustenta en las creencias budistas y un tradicional estilo de vida basado en el pastoreo.

Esta línea conectó con el resto de China la Región Autónoma del Tíbet, que debido a su altitud y terreno fue la última entidad provincial de China continental sin tener línea de ferrocarril. Existen trenes directos desde Pekín, Chengdu, Chongqing, Xining y Lanzhou, que establecen conexiones entre Lhasa y otras ciudades importantes de China. La línea incluye el paso de Tanggula, que con 5.072 metros de altura por encima del nivel del mar, lo convierte en la línea de ferrocarril más alta del mundo. También se encuentra el túnel de Fenghuoshan, de 1.388 metros de longitud, que es el túnel de ferrocarril más alto del mundo. El túnel más largo de la línea, el túnel de Yangbajing, mide 3.345 metros; se encuentra a 4.264 metros por encima del nivel del mar, a 80 km al noroeste de Lhasa.

China también sigue adelante con sus planes de extender la red de Alta Velocidad. A finales de la década prevé alcanzar los 30.000 kilómetros, frente a los 19.000 kilómetros actuales, con el fin de que el 80% de sus grandes ciudades estén unidas a través de esta red, destaca el borrador del Plan Quinquenal.

El nuevo Plan Quinquenal proyecta que hacia 2020 la población china alcance los 1.420 millones de habitantes (ahora ronda los 1.380 millones), que un 60% viva en áreas urbanas (frente al 50% actual), no haya ciudadanos por debajo del umbral de pobreza extrema y la esperanza de vida aumente un año.