Archivo diario: septiembre 17, 2013

Ciudad Real defiende en Bruselas la alta velocidad como motor social, turístico y económico

estacion-del-ave-en-ciudad-real

De estreno en Europa. La segunda fase del proyecto ‘Ciudad Real Enter.hub’, que pretende mostrar la ciudad como “un referente europeo”, así como la influencia económica, social y turística que tiene la alta velocidad en la ciudad, se estrenó ayer en Bruselas de la mano de su alcaldesa. Rosa Romero ha presentado esta segunda fase del proyecto ‘Enter.Hub’ y que integra un Plan de Acción Local, en el que técnicos del Ayuntamiento capitalino, Adif y la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM), están trabajando para conseguir la regeneración urbana, económica, social y cultural, a través de la existencia de la estación de Alta Velocidad. En la reunión han estado los doce socios europeos de esta red que pretende explotar los efectos territoriales de los nudos ferroviarios y sus beneficios urbanos.

En su retrato de la realidad socioeconómica de Ciudad Real, Rosa Romero ha detallado que en la actualidad, Ciudad Real es una ciudad de tamaño medio, con una población eminentemente joven, con importantes infraestructuras que la dotan de gran calidad de vida, como la Universidad, con la presencia de 45 titulaciones y 11.000 estudiantes, y el Hospital General Universitario, dotado con más de 800 camas y de la más alta tecnología al servicio de la medicina. También ha hecho referencia a la alta tasa de calidad de vida con que goza la ciudad especialmente en zonas verdes -13,16 metros cuadrados de zonas verdes por habitante-, y marcada por la baja tasa de inseguridad ciudadana y del impulso del sector turístico, especialmente el de congresos y gastronómico. Y todo gracias a la alta velocidad ferroviaria. “El AVE es para la ciudad, sinónimo de progreso, modernidad y calidad de vida para los miles de usuarios que diariamente van de Ciudad Real a Madrid y viceversa”, destacó Romero. Asimismo, ha asegurado que una media de 800.000 viajeros anuales utilizan el servicio Avant con una excelente relación calidad-precio y que sitúan a Ciudad Real a 50 minutos de Madrid, además de conectarla también con otras ciudades como Sevilla, Barcelona, Zaragoza y Valencia.

Los doce alcaldes europeos (el grupo lo componen representantes de ciudades de Alemania, Francia, Italia, Reino Unido, Suiza, Suecia, Polonia, Rumanía, Portugal y España, con representación de Ciudad Real y Gerona) se han dado cita en Bruselas para desarrollar la segunda fase de este proyecto que se inició en julio de 2012, financiado con fondos Feder, para tratar los nudos de comunicación ferroviarios, tanto la estación de tren como sus alrededores, espacios urbanos desarrollados y partes vitales de la ciudad, con el objetivo de atraer más turismo a la ciudad y su área de influencia.

La alcaldesa de Ciudad Real ha afirmado que el objetivo es conseguir “una red de ciudades europeas que tienen en común la construcción de políticas urbanas de desarrollo sostenible y de regeneración de la actividad económica local y europea” y una “magnífica oportunidad para dar a conocer y promocionar la ciudad en Europa e impulsar el desarrollo económico de la capital”. En su exposición, Romero ha explicado el ejemplo de cómo el AVE ha supuesto un motor de desarrollo económico para la ciudad y ha sido polo de atracción para otras importantes infraestructuras que se han desarrollado en torno a este medio de comunicación, al tiempo que ha manifestado que Ciudad Real es “un referente europeo y un ejemplo a seguir de la influencia económica, social y turística del tren de alta velocidad y su aprovechamiento en el desarrollo socioeconómico de la ciudad”.

Romero ha hecho una exposición “clara y extensa” de la ciudad, resaltando su privilegiada situación geográfica, que unido a las importantes infraestructuras de comunicación, la configuran como un “enclave estratégico privilegiado”. En este sentido, ha citado la conexión con Lisboa y Valencia por la autovía este-oeste y la proximidad a la autovía que cruza España de norte a sur. Rosa Romero se ha detenido en la importancia de la comunicación de Ciudad Real con el resto de España a través del tren de alta velocidad, recordando, que su ciudad formó parte del primer trayecto del tren de alta velocidad en España, y que con su llegada en 1992, “pasó de estar fuera del mapa de las grandes vías de comunicación, a ser de las primeras capitales españolas de pequeño tamaño con presencia del tren de alta velocidad”.

La alcaldesa ha concluido su intervención pidiendo a los presentes que la experiencia de Ciudad Real les sirva “como ejemplo para sus respectivas ciudades”, así como, ha añadido, que esta red supranacional de intercambio de información, experiencias y buenas prácticas “sirva para promover relaciones socioeconómicas entre los municipios y hacer que las ciudades sean más competitivas y atraigan más población, empresas y turistas“.