¿Viajeros en el tren de carga chino?


tren-chino-yiwu-madrid

La pregunta tiene miga. Y de momento tan solo es una idea. Pero puede que ese bosquejo acabe en un programa serio. Al menos, eso es lo que piensan algunos empresarios chinos. ¿Por qué no aprovechar el tren de mercancías entre Yiwu-Madrid para atraer turistas?

Tras dos años de operaciones, el tren de mercancías entre Madrid y Yiwu, China, la “línea más larga del mundo” (sic), se plantea incorporar un coche turístico para viajeros. Este transporte Madrid-Yiwu buscaría imitar el modelo europeo de Interrail -en el que se cruzan varios países y el propio viaje es el protagonista, más que el destino-, y se tardarían entre 17 y 19 días en realizar el trayecto.

El presidente de la Fundación para el Intercambio entre Yiwu y España (Fiye), Mao Wenjing, explica que, para poner en servicio el coche turístico, el tren debería aumentar el número actual de viajes y frecuencias en el sentido Madrid-Yiwu, una cifra que está “muy por debajo” de los trayectos que se efectúan en sentido contrario Yiwu-Madrid. Además habría que dar muchos otros pasos.

El anuncio se produce cuando se cumplen dos años del viaje inaugural de esta línea, que recorre 13.052 kilómetros y cruza ocho países. El primer tren partió de Yiwu (China) el 18 de noviembre de 2014 y llegó a España el 9 de diciembre de ese año. Desde que comenzó a operar la línea y hasta el pasado 20 de octubre, el tren ha realizado 87 trayectos, de los que 76 viajes fueron de Yiwu a Madrid y solo 11 en sentido opuesto.

“El tren está pensado para el transporte de mercancías“, aclara Wenjing, aunque reconoce que, en actos de promoción de la línea, “mucha gente” les pregunta si se puede viajar en el tren. “Queda mucho por hacer, pero se podría lanzar un vehículo para turistas“, explica Wenjing, aunque reconoce que es “complicado” a nivel burocrático.

Los promotores chinos creen que “habría que estudiar todos los permisos necesarios para que circule este vehículo por todos los países que cruza la línea”, un total de ocho: China, Kazajistán, Rusia, Bielorrusia, Polonia, Alemania, Francia y España. También se debería solventar el escollo que puede suponer un tren formado vagones de mercancías y coches de pasajeros, que obligaría a adaptar la normativa para estos casos.

La línea, de 13.000 kilómetros, une Madrid con Yiwu, el gran supermercado del mundo de donde salen los productos que surten a los bazares chinos de medio mundo y pretende servir de alternativa terrestre al barco. Nació con grande expectativas, pero apenas si se ha cumplido el objetivo. Transportar mercancías por ferrocarril es más rápido (21 días) que hacerlo por barco (35-40 días), pero es también más caro. Si un contendor de tren puede costar unos 2.000 euros; uno en barco oscila en torno a los 1.300 euros. El precio desanima a algunos empresarios españoles, pero el desconocimiento y la desconfianza hacia esta nueva forma de transporte es, junto al desequilibrio de la balanza comercial con China otra de las razones de que el tren vuelva medio vacío.

Las principales capitales europeas se han convertido en los destinos preferidos por los turistas chinos para hacer sus compras. Aunque aún está lejos de alcanzar el nivel de ciudades como Londres, París y Milán en lo que se refiere a la acogida de turistas chinos, España asegura estar trabajando desde diferentes frentes para incrementar el turismo de este país, cuyo impacto económico “es muy superior al cualquier visitante europeo”.

Según datos de Turespaña, “en los nueve primeros meses de 2015 los turistas chinos crecieron un 65,9% respecto al mismo período de 2014 y las previsiones de capacidad aérea muestran un importante crecimiento para los próximos meses”. Iniciativas como la del tren chino no se ven con optimismo desde esta lado, pero los promotores chinos de Yiwu tienen esperanzas de que pueda probarse la operatividad de este proyecto.

Anuncios

Una respuesta a “¿Viajeros en el tren de carga chino?

  1. Saludos. Soy un empleado ferroviario curioso por conocer la actualidad del ferrocarril en el mundo, por eso acabo de descubrir este estupendo blog.
    A propósito de este famoso tren al que se compara con la Ruta de la Seda, se me ha ocurrido pensar que, puesto que las expediciones en sentido China-Europa son mucho más frecuentes que las que operan en sentido contrario, una enorme cantidad de material rodante se quedará “colgado” en terminales de carga europeas. Confieso que me gustarïa enterarme de cómo se resuelve este problema y en qué régimen de propiedad funciona dicho material.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s