Archivo diario: mayo 6, 2013

El Concello de Silleda reparará la estación de Ponte Taboada para dar cobijo a dos familias necesitadas

estacion-pnte-taboada

La estación ferroviaria de Ponte Taboada, ahora en desuso, acogerá a partir de julio a familia que atraviesen dificultades económicas y no dispongan de medios para costear una vivienda. El edficio cuenta con cinco habitaciones, cocina, baño y otras dependencias. Su amplitud permitirá la convivencia de dos familias. La idea es distribuir su interior de modo que queden habilitadas zonas comunes, como la cocina o la sala, mientras que las habitaciones puedan ser independientes.

La alcaldesa Paula Fernández Pena asegura que el inmueble estará disponible “para casos puntuales” y “de modo temporal”, mientras las familias no busquen una solución. Actualmente, el departamento de Servizos Sociais tiene constancia de la existencia de una familia con una necesidad “inmediata”, aunque existen dos “con muchos problemas de alquiler”, añade la regidora. “Viendo la situación actual, desde el Concello pontevedrés, como Administración más próxima a los ciudadanos, debemos centrar nuestros esfuerzos en dar una respuesta a los vecinos y familias que se enfrentan a situaciones difíciles“, defiende.

El Concello de Silleda (Pontevedra) acaba de firmar con el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) el contrato de alquiler del edificio, que antiguamente se utilizaba para el despacho de billetes. El acuerdo es por quince años, y obliga al Concello a pagar 1.080 euros anuales (90 euros al mes). Adif, que inicialmente había solicitado un alquiler de unos 3.000 euros, comenzará a realizar el cobro a partir del próximo 1 de julio.

El Concello costeará las obras de acondicionamiento del inmueble, que se encuentra en bastante buen estado, pero que precisa de reparaciones. “El edificio tiene la estructura en buen estado y solo tendremos que actuar sobre la carpintería y acondicionar la parte interior”, explica la alcaldesa, Paula Fernández Pena. Los trabajos de reparación supondrán una inversión de unos 30.000 euros, aunque en ellos está cuantificada la mano de obra, que correrá a cargo del personal municipal, por lo que el desembolso económico final no se prevé tan elevado. El concello buscará la colaboración de empresas y entidades para completar el acondicionamiento. De hecho, ya dispone de donaciones de mobiliario que será trasladado a la vivienda de acogida. Muchas de estas aportaciones llegan de la mano del programa Silleda Solidaria, impulsado precisamente para dar cobertura a las necesidades de las familias con menos recursos.

Hace meses el Gobierno local tuvo constancia del caso de una familia con un niño pequeño, que se vio obligada a dormir en su coche porque no podía sufragar una vivienda. A partir de ahí, comenzó a gestionar con Adif, que ha vendido varias estaciones de tren en España, la cesión de una de sus viviendas en Ponte Taboada.

(Fuente Faro de Vigo. Imagen Bernabé/Gutier)